(II) El asilvestrado digital ‘el nuevo estadio del hombre’


Esta reflexión viene motivada por mi deseo de compartir, con ustedes, autenticas emociones derivadas de mi avatar virtual. No, no son los efectos psicodélicos del LSD!, Tampoco sufro de una depresión de accesos melancólicos como la padecida por el filósofo, Louis Althusser. Les confieso que sólo son, los efectos secundarios de un Happy Pinning!


El ratón de hojalata, o ‘la cucaracha metálica’, con estas metáforas o figura retórica, solía llamar a esos libros y autores olvidados y escurridizos a la luz, que se resistían a mi memoria de joven libertario. Ratones de hojalata escondidos como seres indeseados, por los rincones de la inmensa biblioteca de mi padre; solían aparecer de vez en cuando y desaparecer por largos periodos. Pero cada vez que lograba tropezar, o más bien, atrapar alguno de ellos nuevamente ya no lo soltaba hasta leerlo; el placer resultaba ser más intenso que la primera vez. (…)

En estos días he podido revivir, más que rememorar, esos momentos olvidados, que creía haber perdido en un viaje sin retorno por la vida vertical. La red social de Pinterest me ha permitido de forma virtual, rencontrarme con los propagadores de plagas, los ratones de hojalata y otros objetos escurridizos a la memoria y al tiempo (…)

Sabemos con certeza, que en entornos virtuales el ser digital, siempre sigue el camino más sencillo y el más lógico y el más primario de su humanidad; un retorno reconciliador con sus estados más proto-sociales. Lo atávico podemos atribuirlo a la expresión de un gen que habría quedado inactivo en algún momento de la historia filogenética de la especie humana.

Estoy convencido de haber resuelto una parte importante del comportamiento de los ‘meme’ sobre la nueva sociedad horizontal. Los ‘meme’ pueden estar detrás del mito fáustico del conocimiento ilimitado, quizás hemos resuelto en la era digital el mito y el conflicto entre el animal y el hombre por alcanzar la felicidad perdida de sus proto-lenguajes.

La plataforma social de Pinterest, es la nueva generación de redes sociales y cumple perfectamente con las premisas de mi tesis sobre el retorno binario: En entornos digitales, la respuesta de los ‘meme’ son inversamente proporcionales a los avances tecnológicos de los ‘mass media’ A mayor desarrollo tecnológico y complejidad de los entornos digitales, menor es la complejidad de las relaciones sociales y de los individuos en las redes (donde la simplicidad triunfa). Lo más avanzado tiene una respuesta ‘atávica’ más primitiva en nuestros reconciliadores ‘meme’. Cada vez son más las evidencias de un cambio evolutivo y acelerado de la inteligencia humana en forma de avatar. The enchantment factor and the likeability factor, como motores de la nueva humanidad digital; se encuentran en plena expansión producto de una nueva conciencia binaria. Un nuevo estadio del hombre asía ‘el asilvestrado digital’ (…)

Para la sociedad predigital, ‘el que mira para atrás se desnuca’, deja por lo tanto de ser funcional e importante para el consumo y la producción (se le llama despectivamente artista). El mirar atrás, tiene connotaciones negativas en la cultura dominante, un cuestionamiento supra-biológico. No es extraña, la existencia de un repertorio refranero como reflejo de la sabiduría popular. La ideología mecánica vertical, reproductora y aleccionadora, marca el camino de socialización y la dirección ha seguir a la tribu, de ahí, la resistencia al cambio. ‘Mirar hacia atrás es de perdedores’, ‘hacia atrás, ni para agarrar impulso’, dicen. La sociedad virtual está poniendo en riesgo la continuidad del conocimiento inútil y reproductivo. Las comunidades virtuales se están asilvestrando, Las nuevas relaciones virtuales, sin restricciones verticales, triunfan. Ni los vigilantes de la playa, podrán detener la vorágine digital. Aunque traten por la fuerza de regresarnos al mar, cual ballena varada en la orilla. Sabrán que tienen los días contados. A pesar de las leyes SOPA y la escalada censorship en internet. ‘El intento inédito, por reeditar y aplicar la teoría de las ventanas rotas’, a los seres digitales asilvestrados, será fútil, como el vuelo de Ícaro.

La mediocridad cundo llega, llega en forma de ideología, es un huéspedes que se instala para siempre, es un bien social y funcional, es un vehículo de transmisión del conocimiento como falsa conciencia. Su función es la reproducción del sistema y del mundo material como formas originarias y justificadas a través de leyes naturales. Es difícil romper sus ciclos, acaso imposibles. Su gran éxito ha sido la estabilidad histórica de la humanidad vertical y del conflicto como fórmula dialéctica de reafirmación.

¿Pero qué pasa cuando una hipótesis racionalista contradice la realidad, se atreve a ver dentro de la caja negra y formula sus hipótesis?. ‘Esa ballena es difícil de regresarla al mar’ Comparto con Richard Dawkins la tesis sobre la naturaleza de la existencia del hombre. “El hombre es una maquina creada por los genes” Deduzco de ello, la naturaleza individual del hombre, en contra posición a la tesis del hombre gregario, del cual nos hablan las ciencias exactas, como parte de su naturaleza y difundida verticalmente por la ideología mecánica vertical.

Auguste Comte. En su obra ‘Curso de filosofía positiva’ (1830-1842). Expone la Ley de los tres estadios… Nos anuncia con gran entusiasmo: “creo haber descubierto una gran ley básica, ‘nos dice’ a la que se halla sometida la inteligencia con una necesidad imposible de variar” (…) Realmente el tiempo se ha encargado de refutarlo. La aparición de una nueva realidad virtual, de una conciencia virtual, como forma de conocimiento. Ha dado al traste con las categorías imposibles de variar, según palabras del filosofo Comte.

Cada una de nuestras principales concepciones, cada rama de nuestros conocimientos pasa necesariamente por tres estadios teóricos diferentes, según Comte. El estadio teológico, o ficticio; el estadio metafísico, o abstracto; el estadio científico, o positivo… Habría que añadirle otro estadio, El estadio virtual o protosocial del asilvestrado digital… No pretendo reescribir los tratados de filosofía positiva. Solo contribuir a ilustrar y a entender la nueva dimensión del hombre, ausente o invisible para los filósofos de la humanidad vertical. Quizás así, podamos entender la invisibilidad de la inteligencia virtual de los humanos a través de la historia. No habiendo las condiciones necesarias para manifestarla los ‘meme’ en su estado latente.

¿Cómo operan estos modelos evocativos latentes, del comportamiento originarios contenidos en nuestros ‘meme’? Tengo una teoría al respecto, de la cual ya he hecho referencia en el anterior post de este blog: Los ‘meme’ son retroalimentados o eclosionados por una masa crítica necesaria, ‘la superconciencia binaría’, capaz de producir la unidad necesaria o el grado de información para la expresión de estos ‘meme’. Hablo de unidad de información en términos de Gúgol información digital y virtual. El ser protobinario o proto digital (the protobinary being) es un estadio superior al ‘ser digital’ La filosofía positiva desconocía el hecho del conocimiento y la conciencia virtual latente en los humanos, como parte necesaria y productora de la superconciencia binaria y de la sociedad horizontal de lo que trata este articulo o post, la sociedad de los Happy Pinning!.

El asilvestrado digital, es un estadio atávico de superconciencia, producto de la exposición al medio digital por largos periodos de tiempo, un proceso de reversión ideológica del mundo vertical. La exposición al medio, posiblemente, ha despertado los ‘meme’ reconciliadores con nuestros estados más primarios en busca de la felicidad perdida.

Estamos ante un lenguaje atávico, que es preciso entender, si se quiere conocer el significado del nuevo estadio de hombre: asilvestrado digital. Diría Fromm, sobre nuestro nuevo avatar de seres virtuales y conectados, que somos, como en nuestros sueños, creadores de un mundo en el que el tiempo y el espacio y la coacción, que limitan todas las actividades de nuestro cuerpo, carecen de poder. El mundo vertical, así, se convierte en el nuevo desgüesadero de la evolución de la inteligencia humana.

“La vida inteligente sobre un planeta alcanza su mayoría de edad cuando resuelve el problema de su propia existencia”. Richard Dawkins

  Escalando El Monte Improbable  Escalando El Monte Improbable, RICHARD DAWKINS  En defensa de la felicidad

(I) La sociedad de los pinners. Do not worry be happy pinning


He descubierto una nueva fórmula más de ser feliz en las redes sociales; me encuentro en un estado de euforia pre-orgásmica, equiparable a lo que debió sentir el proto-humano en la caverna frente a su primer ‘Pinterest rupestre’. Sabemos muy poco de la naturaleza virtual del hombre, Sin embargo, sabemos con certeza, que en entornos virtuales siempre sigue el camino más sencillo y lo más lógico y lo más primario de su humanidad. La nueva red social de los pin-actores, el nuevo verbo “pin” de los futuros happy pinning, es la sociedad de los pinnners. La simplicidad triunfa en las relaciones sociales de los nuevos medios. ‘no te preocupes sé feliz pinteando “Do not worry be happy pinning”

Hágase el verbo… y el verbo se hizo PIN. La nueva red social ‘Pinterest’ es el nuevo agujero negro de internet “Los datos son de escándalo: más de 12 millones de usuarios en un año (primera red social en conseguirlo tan rápido), un promedio de tiempo en la página de 72 minutos por usuario frente a los 45 minutos de Facebook, más tráfico directo que Google+, Linkedin y Youtube juntos y una asombroso grado a la hora de compartir ‘pins’ (así se llaman sus publicaciones) que alcanza el 80% mientras que sólo un 1,4% de los ‘twitts’ son retwitteados”. “Do not worry be happy pinning” Desde el primer día de relaciones no he podido escapar a sus encantos. Estos días he reflexionado y escrito bajo sus efectos. He aprendido de ella más sobre mi nuevo avatar que en los últimos 15 o 20 años de mi vida digital. (…)

l primer scrapbooking social

Los ‘meme’ pueden estar detrás del mito fáustico del conocimiento ilimitado, Quizás, hemos resuelto en la era digital, el mito y el conflicto entre el animal y el hombre por alcanzar la felicidad. Bertrand Russell el filósofo analítico, perteneciente a la mega papelera de reciclaje virtual de la era digital, ofrece una serie de claves, algunas más convincentes que otras, para superar ese estado de infelicidad del hombre en la era vertical. En la obra: La conquista de la felicidad, 1930 de B. Russell. Trato de resolver y explicar el conflicto, en términos antropológicos, sociológicos y ‘difusos’. Desconocía, las propuestas del mundo digital y la humanidad virtual de los seres digitales.

A pesar de ser un filósofo de la papelera de reciclaje, podemos recuperar para el racionalismo crítico, ciertas propuestas metodológicas, de las cuales hace tiempo hago mías, por su poder ontológico: Él creía que la principal tarea del filósofo era clarificar las proposiciones más genéricas sobre el mundo y eliminar la confusión. Russell adoptó un tipo de “monismo neutral”, sosteniendo que la diferenciación entre el mundo material y el mental era, en su análisis final, arbitraria, y que ambos pueden reducirse a una esfera neutral. La sociedad virtual, que por supuesto él desconocía. El nuevo avatar de la humanidad y la redención de un nuevo hombre el ser digital.

Los ‘meme’ ¿unidades del inconsciente colectivo? El gran desafío, planteado por Richard Dawkins, sobre las bases biológicas de nuestra conducta, nos deja el campo abierto para la especulación, ‘el divertimento’ y la aportación científica; sobre las teorías de la difusión cultural, la unidad teórica de información cultural transmisible de un individuo a otro, o de una generación a la siguiente. Los ‘memes’ según Dawkins, se dan en un amplio campo de variación, se replican a sí mismos por mecanismos de imitación y transmisión de cerebro a cerebro y engendran un amplio ‘espectro de copias’ que “subsisten en diversos medios” (…)

Contamos actualmente, con avances conceptuales con respecto a la evolución del conocimiento humano, aportados por distintas corrientes de pensamiento y en particular del racionalismo critico popperiano. Y todas, coincidentes con la teoría innatista del conocimiento. Desde las más simple de las teorías, hasta la más elaborada y compleja, como la de David Deutsch, y su interpretación, o lo que él denomina la hipótesis del multiverso, que es una de las cuatro ramas de la teoría del todo.

¿Estamos por primera vez en capacidad de formular una teoría global sobre la evolución del conocimiento humano? A través de la aportación teórica de las diferentes disciplinas científicas y filosóficas, sobre el conocimiento innatista del hombre. Las condiciones objetivas y materiales están dadas, diría un marxista. Si nos propusiéramos, a través de los nuevos medios digitales; trabajar en abierto, colaborando, aportando y distribuyendo emocionalmente, con ideas racionalistas e hipótesis arriesgadas, sobre los ‘meme’ en la era digital. La formula wiki, puede resolver esta y otras incógnitas sobre el conocimiento y el innatismo digital. (…)

Mi tesis es la siguiente: En entornos digitales, la respuesta de los ‘meme’ son inversamente proporcionales a los avances tecnológicos de los ‘mass median’ A mayor desarrollo tecnológico y complejidad de los entornos digitales, menor es la complejidad de las relaciones sociales de los individuos en las redes (donde la simplicidad triunfa). Lo más avanzado tiene una respuesta más primitiva en nuestros reconciliadores ‘meme’. Hace años sugerí el siguiente enunciado o principio del retorno binario. Ya que de su aplicación se obtiene una notable simplicidad ontológica, del fenómeno de la sociedad digital. Es una propuesta arriesgada, a la reiterada presencia fenomenológica de hechos pre-tribales en las redes sociales, como la aparición manifiesta de formas de comunicación originaria y primaria de los primeros homínidos.

“A medida que la complejidad tecnológica digital, avance culturalmente, produce la unidad necesaria o el grado de información necesario para la expresión de nuestros replicadores ‘meme’, contenidos en nuestros genes y expresados en forma de protosociedad, reconciliadora con nuestro pasado.” Lo “protosocial” la sociedad pre-tribal en los entornos sociales son recreaciones de nuestros estados originarios o de nuestra primitiva humanidad y reflejo de los ‘meme’.

¿Cómo operan estos modelos evocativos de comportamiento originarios contenidos en nuestros ‘meme’? Tengo una teoría al respecto: Los ‘meme’ son retroalimentados o eclosionados por una masa crítica necesaria, ‘la superconciencia binaría’, capaz de producir la unidad necesaria o el grado de información para la expresión de estos ‘meme’. Hablo de unidad de información en términos de Gúgol información digital y virtual. El ser protobinario o proto digital (the protobinary being) es un estadio superior al ‘ser digital’ de Nicholas Negroponte, y sus predicciones, acertadas, sobre la aparición de la era digital de los seres ‘being digital’. Una aportación más sobre los avances de la sociedad digital y las relaciones sociales, en términos antropológicos y de evolución de la inteligencia humana. (…)

Han coexistido en el pasado predicciones e intentos por resolver el misterio de las comunicaciones colectivas inconscientes o psíquicas de los flujos de información entre sociedades distantes. Desde las aportaciones de Jung, Erich Fromm, McLuhan, Giacomo Rizzolatti y Umberto Eco, por citar lo más conocido y popular, como la ‘Belén Esteban’. Hace tiempo, Umberto Eco, señalaba que `desde hace varios decenios circula la teoría según la cual los medios de comunicación no siempre crean opinión, sino que refuerzan la que ya circula’ La cuestión es, ¿cómo se desarrollan y transmiten estos flujos de ideas?, ¿por qué razón se adueñan rápidamente de amplias capas de la población, incluso a miles de kilómetros de distancia, de manera relativamente independiente de los medios de comunicación, como señala Eco? (…)

Sin embargo sostengo como crítico racionalista del s.XXI, que el malestar en la cultura, que sostenía Freud, puede tener un origen en los ‘meme’ de Richard Dawkins: La teoría dialéctica de la existencia de una lucha entre cultura y deseo sexual. Es decir: “Mientras la cultura intenta instaurar unidades sociales cada vez mayores, restringe para ello el despliegue y la satisfacción de las pulsiones sexuales y agresivas, transformando una parte de la pulsión agresiva en sentimiento de culpa” (Wikipedia).

En la era de la sociedad digital del nuevo humanismo virtual, el conflicto, parece resolverse, gracias a la aparición del ser protobinario, capaz de reclamar y reconstruir un espacio virtual libre de conflictos de la sociedad vertical, descrita por Sigmund Freud. Los reguladores culturales ya no ejercen, ya no operan; la nueva síntesis dialéctica, ha resuelto al parecer dicho conflicto. En las redes sociales, propias de los entornos virtuales, los seres digitales, parecen ser mucho más felices y más primarios y menos socializados verticalmente. Una sociedad más gratificantes y menos restrictiva tiene un existo viral de difusión de la “caverna”, que ya conocemos. El de las redes sociales.

El fenómeno lo podemos describir, a través de un continuum, donde los valores positivos y negativos parten de cero, donde los valores positivos son la socialización de los individuos y los negativos sus estados de animalidad. A medida que los valores positivos aumentan, es mayor la socialización y apego a la sociedad vertical y ‘mayor el malestar en la cultura’. Lo contrario resulta al retroceder en la escala, al acercarnos a cero, o avanzar en términos de valores negativos por la escala. Al aumentar los valores negativos, avanzamos hacia nuestra animalidad (estado feral o ferino del hombre). Hablamos de proto sociedad de los ‘meme’. Capaces de reproducir nuestros estados primarios de felicidad en la caverna, el hombre asilvestrado.

‘Para superar ese peligro de la deshumanización del hombre contemporáneo. Erich Fromm, dice que se debe vencer la enajenación, debe vencer las actitudes pasivas y orientadas mercantilmente que ahora lo dominan (sociedad vertical) y elegir en cambio una senda madura y productiva. Debe volver a adquirir el sentimiento de ser él mismo (protohombre) y retomar el valor de su vida interior (proto vida). También, parece ser que la era digital, de los seres binarios y proto-sociales, resuelve este conflicto y espero poder disertar sobre el tema en posteriores posts (…) this will continue!. (…)

  Russel, desconocia la virtualidad del hombre

LINKS de interes:

http://pinterest.com/manuelponte/

http://comunica2punto0.files.wordpress.com/2012/02/guia_rapida_pinterest.pdf

http://www.unazonageek.com/2012/02/que-es-pinterest-y-como-iniciarse-en.html

BrandJacking ‘el colesterol bueno de las redes sociales’


Legionarios, Anonymous, ciber activista

Mis tesis sobre los Brand-Jacking

En la era digital habitan, como en ninguna otra época o lugar las paradojas, son inevitables las comparaciones con el mundo vertical del pasado. Es el caso de “lo indeseable” a diferencia de lo ilegal, tiene un comportamiento atípico en las redes sociales de las multitudes ‘inteligentes’, ha pasado a ser, de colesterol malo a colesterol bueno, un bien colectivo, un valor horizontal funcional y necesario. Al igual que los virus, cumplen un valor para el mercado virtual. Es el caso de los ‘BrandJacking’ no tiene que ser algo negativo. Las empresas, al igual que las marcas personales, han aprendido las lecciones de los comentarios y ataques, ácidos, crueles y difamatorios, que les suelen propinar con la suplantación de la imagen, en las redes sociales. Se pueden crecer desde la experiencia. Analizando lo bueno, lo malo y lo feo de marca Jacking. Esto se llama conciencia horizontal, cultural digital. ( evangelización del medio)


Prestemos atención a la decima de las tesis del Manifiesto Cluetrain y su enunciado, que nos dice: ‘Los mercados se vuelven más inteligentes, más informados, más organizados. La participación en un mercado online cambia radicalmente a las personas’  Recordemos este principio que se desprende a modo de ley de dicha tesis. ‘la participación en un mercado online cambia radicalmente a las personas’ es quizás una obviedad en los tiempos que corren, pero no es así. La objetivación del ser social ha cambiado. Las llamadas personas ya no son personas como simples objetos sociales; han pasado hacer prosumidores, avatares con plena conciencia, los llamados webactores. Y los entorno online ha pasado a ser cultura binaria, una fuerza ‘mass media. También el concepto de mercado, ha pasado a ser conversación horizontal entre iguales, person to person, con poder viral “el quinto poder” (…)

En la era digital de las redes sociales, el arma de guerra, también es paradójica, no es la más moderna, la más tecnológica, es un simple palo, utilizado por los aborígenes en Australia, el boomerang: es un arma que tras ser lanzada regresa a su punto de origen. La evolución de la inteligencia humana, es capaz de reeditar y recrear los viejos modelos y herramientas y conocimientos primarios, ahora en forma de realidad virtual, almacenados en bits en nuestra inteligencia binaria. ‘Es parte de mi teoría innatista de la evolución’. Con el ‘BIG-IMPACT’ de los medios sociales, con sus plataformas y todos los canales bidireccionales de comunicación abierta a organizaciones y a la identidad de marcas, productos y personas, “toda acción tiene una reacción” En principio son deseables, los canales bidireccionales y potencialmente más fuertes, pero, conllevan a más riesgos que nunca; En cuanto a los riesgos, son los mismos que tenemos al cruzar una vía pública o caminar por la calzada. La gente conduce vehículos a pesar de los riesgos. Que no nos despisten los riesgos, si queremos aprender algo.

El boomerang virtual, es una herramienta viral de expanción, siempre retorna pero cargado de experiencias y anticuerpos necesarios para mantener la marca personal o de empresa, se nutre de la conversación horizontal y compartida y distribuida en las redes sociales. Fortalece las características dominantes de los seres y empresas binarias, de los homo_digitales con factores: ‘The enchantment factor and the Likeability factor’ Factores necesarios para la subsistir a la selección natural de la nueva humanidad del human_0_1 y su nuevo avatar. Lo tienes o no lo tienes, ese es el dilema. “ser o no ser (Hamlet)”

El ‘BIG IMPACT’ de los medios sociales ha generado y dotado a los clientes de un acceso sin precedentes a la marcas de empresa productos y personas. ¿Esto puede ser un arma de doble filo? ¡Realmente, no lo creo así! las empresas hoy, son capaces de comunicarse con sus clientes con instrumentos más ilibres, inteligentes y emocionales que nunca, inéditos. Pero los gerentes del marketing vertical, afortunadamente, ya no son los administradores de los valores de la marcas. Deben ser conscientes de que la comunicación es un proceso bidireccional, abierto y horizontal en la era digital. Como consecuencia, tenemos que, se han incrementado las expectativas de los clientes y están dispuestos a actuar en contra de las empresas que no cumplen sus expectativas. El BrandJacking es una parte reguladora del sistema, capaz de desarrollar feromonas virtuales a la notoriedad y al capital de simpatía de una marca o destruirla.

El boomerang virtual, no difiere en sus principios a las leyes del movimiento de Newton: “a toda acción corresponde una reacción”. Pienso en élla, como una ley del movimiento virtual, derivada de la era digital: “A toda acción de marketing online, le corresponde una reacción virtual. Las acciones de marketing online, siempre retornan pero cargadas de bits de experiencias y anticuerpos necesarios para mantener la marca personal o de empresa, en forma de reacción virtual” / ‘Ley del movimiento virtual de Manuel Ponte’, (formulada en el ‘Human_0_1, nuevo avatar’).

El BrandJacking o el Jacking es algo más que un personaje de los medios sociales, puede ser una forma sincera de adulación y exaltación en los medios sociales y mass media. Es una prueba definitiva de su papel regulador, su creación ficticia ha hecho la transición a la pertinencia cultural de la humanidad binaria. El animal Brandjacking se contrapone a los intereses del ideal del administrador vertical, emigrado a las redes como polizón: En un intento fallido y desesperado de exportación y recreación del mundo real en la red. Todo por alcanzar la orilla de un mundo desfavorecido  por la evolución, que no espera a nadie. Volver a un medio sin resistencia, sin oposición, a un mundo poblado de espectadores, receptores o simples consumidores. Un medio aséptico y regulado verticalmente por el Copyright involucionista del corporativismo de la era industrial.

Administrar las comunicaciones con éxito online, sin embargo, puede ser enormemente valioso para una empresa que reconoce la importancia de la voz de sus clientes y de sus BrandJacking, ‘su colesterol bueno’. Ello requiere de un proceso de evangelización, no siempre, comprendido ni al alcance de todos. Si consideramos como ciertas las tesis de McLuhan: Los nuevos medios sociales son extensiones del ser humano, o quizá quiso decir, de los seres digitales. Implica reconocer estar ante un escenario paradigmático e indescifrable.

Sólo los más actos triunfan en la red, es parte del nuevo mecanismo de selección natural de la humanidad binaria. Los prosumidores forman una superconciencia horizontal, una nueva inteligencia desconocida para los homínidos superiores, adaptados a la tridimensionalidad del hombre y del espacio tiempo. Ahora están altamente dotados para una nueva humanidad virtual, de los human_0_1, una nueva etapa evolutiva, un nuevo avatar, un nuevo hombre que supera la dimensión de la concepción de Linneo del ser humano: La vieja descripción del Homo_Sapiens ya no es válida para sus nuevas habilidades virtuales de Homo_Wiki. “estamos, posiblemente ante, un verdadero gran salto para la humanidad

Recientemente el genial analista tecnológico, Brian Solís, en su blog nos advertía de Lo difícil que puede ser para las empresas tener que dejar marchar a sus marcas con extraños. Pasar de controlar la imagen y la marca celosamente y tener ahora, que compartirla, que los fans y Frikis dirijan la dirección y futuro de una marca. Para algunos analistas, dejar a tus hijos salir con extraños, es una forma promiscua de la responsabilidad paterna. No siempre es así, esta es otra de las paradoja. El entusiasmo de  los fans y los aficionados puede ser un instrumento en la popularización de los productos o medios de comunicación o marca personales manejados horizontalmente en las redes. Quizás, sea el más poderoso de los test sociales al cual se pueda acceder y someter la marca personal y de empresa. Y de adquirir el certificado de autenticidad de animal binario (nativo digital); de pertenencia a la tribu.

El sobreestimar el poder de los medios de comunicación social (mass media), y pretender parar el ventilador virtual, se paga caro en las redes. Muchas marcas eligen crear una página oficial junto a las extraoficiales, sabiendo lo impopular de bloqueara a un fan a un friki. Ello puede conducir a una reacción perjudicial. Aunque siempre existe el problema, que la popularidad de un sitio puede ser potencialmente perjudicial si publica noticias desfavorables u opiniones acerca de tí, o de la compañía, hacia miles de seguidores.

Si eres reconocido como parte de la tribu, los factores replicantes, ‘The enchantment factor and the Likeability factor’ son los factores necesarios para la subsistir en el ‘sistema’. Al igual que anticuerpos, operan en la red a tu favor. Convirtiendo el colesterol malo, en colesterol bueno, aumentado tu popularidad de animal binario. No olvidemos que el BrandJacking, fortalece las características dominantes de los seres, marca personal y empresas binarias.

El BrandJacking-Twittero, actúa principalmente sobre la marca personal, cuando tu nombre es también tu marca, ‘potencialmente puede ser muy perjudicial’ Celebridades y políticos han tenido sus cuentas de medios sociales hackeados. Pueden haber varias cuentas falsas para tu persona, con miles de seguidores y fans y frikis, con alta likeabilidad, con colesterol bueno: Actuando a modo de vectores de imagen y marca personal, son, como tales, perfectas herramientas de comunicación, capaces de desarrollar la notoriedad y el capital de simpatía de una marca personal. Mientras que Barack Obama, Sarah Palin, Britney Spears y Miley Cyrus, han sido “víctimas” de hacking malicioso, algunas cuentas falsas son más divertidas que malévolas.

Muchos copias son tan malas que no causan el efecto deseado, más bien potencian la notoriedad de quien es víctima. Algunos se crean para un propósito satírico, burla, escarnio, difamación, todas surrealistas. Ya quisieran algunos políticos con marca personal en la red, alcanzar la masa crítica, necesaria para que un ejército de webactores con The enchantment factor and the likeability factor, instrumenten, conspiren, horizontalmente en la red; liberando la conversación trasversal y libre, entre iguales, distribuyendo y compartiéndola los mensajes con colesterol bueno. Otra cosa es el control y alineamiento vertical de las masas del mundo real vertical. Entonces, miedo a qué y a quien? (…)

OurSpace_Blog de manuel ponte

El Libro complementario de lectura para esta semana: Es una lectura que les puede servir de coctel, no comparto algunas cosas, pero es interesante como para entender la contra cultura a lo vertical. Un enfoque de cultura digital y del ‘Puk Marketing’ de nueva generación: “En OurSpace, Christine Harold examina la implementación y las limitaciones de la “cultura interferencia” por los activistas. Para Harold, es un tipo diferente de la oposición que ofrece una verdadera alternativa al consumismo corporativa. Explorando el movimiento revolucionario de Creative Commons, copyleft y tecnología de código abierto, Harold aboga por un enfoque más integrador a la propiedad intelectual que invita a la innovación y una mayor participación en el proceso creativo” (…)

¿Todo el poder para el imperio Google?


¿Todo el poder para el imperio google?

Google el colonizador de nubes ‘Cloud’ vuelve o baja al mundo terrenal para conquistar los hogares de Kansas City, empresa, industria y escuelas, universidades y gobierno… La fibra óptica ‘fiber optics’ es el nuevo continente, el penúltimo elemento de la tabla, porque siempre queda algo más por conquistar. Claro está.
(…)


Pocas cosas quedan por controlar, quizás, el senado de USA y los gobierno de los estados pre digitales… En la era Google, hemos pasado de ser países bananeros productores de materias primas a países consumidores de contenidos, enchufados (conectados.) Mi teoría es la siguiente: Nuestra relación artesanal con las cosas ha mutado, al igual que nuestra dependencia con el mundo vertical del poder y las cosas materiales. La pequeña bodeguita o tienda de ultramarinos, ha sido trasladada al hogar, a la nube digital y al teléfono móvil, también tu trabajo, si lo tienes. Pienso que, no hay nada malo en ello, créanme, sólo que el dueño de la bodeguita es el mismo ‘Musiu’… el mismo dueño de los aparatos de teléfonos, el mismo dueño de los servicios de internet, el mismo dueño de las telecomunicaciones, el mismo dueño de tu ocio, el mismo dueño del software y el hardware, el mismo dueño de tu avatar en las redes sociales, el mismo dueño de los geomapas, el mismo dueño de las nubes de datos, el mismo dueño de los eBook, el mismo dueño de los periódicos digitales, el mismo dueño de todas las comunicaciones globales y de satélite. Estamos ante una googlerización del conocimiento, en términos globales sin precedentes. Si los medios son extensiones del ser humano, como reza la teoría de Marshall McLuhan, ahora podemos reformularla en estos otros términos, los medios pasan hacer extensiones de google (…)

La paradoja está en quien debe ser el dueño del nuevo modo de producción o modelo de sociedad digital, el Musiu?, los gobiernos?, los mass media?, las multitudes inteligentes?, los Geek?, Los Frikis?, una nueva sociedad distributiva?, los anti sistema?, los anti globalización?, los okupas?, los ingenuos del 15M?. Los vendetta?, Los ayatollah. Por ahora es Google y pocos más… Insisto en la importancia de la economía de mercado. Google no es una causa es una consecuencia afortunada de del modelo de sociedad abierta y su economía capitalista. Google tiene the enchantment factor and the likeability factor motores de la nueva evolución de la sociedad horizontal de la nueva humanidad, del human¬_0_1, los seres binarios.

La aceleración sin precedentes de los procesos evolutivos de la inteligencia humana en la era digital, ya no se discuten, son factores inequívocos de que el destino que nos ha deparado la humanidad será una humanidad con nuevo avatar, una sociedad más inteligente y más abierta. ¿Quiénes serán los próximos amos, lo veremos pronto? Hablar de destino no es científico, pero que cosa lo es en su totalidad.

Desde la filosofía política de Montesquieu y su teoría de la separación de poderes, han surgido otros que no tienen nada que ver con la articulación del poder de los pueblos, que son producto de la industrialización de la civilización occidental. Me refiero al conocido como ‘el cuarto poder’, que no voy a alargarme en explicarlo. La sociedad posindustrial es la más cercana a nuestra era, la era digital la del ciberespacio o la cibersociedad de los seres binarios. Ha dado al traste a la sociedad vertical del dominio de las elites. Si la prensa y sus lobbies ‘fueron’ el cuarto poder, hoy es el ciberespacio, la sociedad virtual de las multitudes inteligentes… pero dicho poder es aparente y no real, por desgracia. Es tan estrecho el hilo de su poder como el hilo de la espada de Damocles. Todo el poder de sus comunicaciones horizontales y datos depende de un ‘Musiu’ el mismo dueño de la bodeguita, ahora trasladada al hogar y al teléfono móvil, el mismo dueño de los aparatos de teléfonos, el mismo dueño de los servicios de internet, el mismo dueño de las telecomunicaciones, el mismo dueño de tu ocio, el mismo dueño del software y el hardware, el mismo dueño de tu avatar en las redes sociales, etc. Próximamente el mismo dueño también de tu IP y de la fibra óptica… ¿Todo el poder para el imperio Google?

Ahora el mismo dueño de la bodeguita, ‘el Musiu Google’, quiere seguir haciendo amigos, ya que ha decidido entrar de forma experimental en el negocio de las telecomunicaciones. La intención de la compañía del buscador es acelerar la conexión de Internet en los hogares de EEUU, ofreciendo velocidades de 1 Gigabit por segundo mediante el uso de fibra óptica. Unas velocidades de vértigo 100 veces mayor que la media en el mundo.


Hay que reconocer que el gigante se mueve como una delicada y volátil bailarina de ballet clásica, a pesar de su descomunal tamaño y peso y musculatura, sus movimientos son sutiles y delicados, versátiles, dignos de ser pintados por Edgar Degas o dirigidos por el maestro impresionista Claude Debussy. El siguiente paso estratégico de Google por controlar las comunicaciones con mayor futuro en la actualidad sería experimentar con los nuevos usos de Internet a esas velocidades de vértigo. Empezar a jugar con una nueva generación de servicios y aplicaciones. También será importante pensar en la experiencia que se generara a la hora de experimentar con usuarios en tiempo real, con redes de fibra óptica, en pueblos convertidos en laboratorio o cibercobayas. Actualmente Google se encuentra en la fase de recabar información en comunidades, gobiernos locales, y proveedores de servicios que estén interesados en participar en la nueva aventura.

Me declaro abiertamente Fans y ‘friki’ de Google, para nada me he radicalizado, solo reflexiono sobre la evolución, la infra-historia del mundo digital de los humanos binarios. La evolución de la inteligencia humana deja sus huellas. No es casual la posición de dominio de Google, es parte del plan evolutivo de la tecla enter, alguien o algo ha reiniciado los mecanismos evolutivos de la inteligencia humana en términos de aceleración; como paso con la evolución del lenguaje. Ello acelero el crecimiento del cerebro del homínido superior. Ahora la superconciencia de un mundo conectado en red, se convierte en una extensión del cuerpo humano. La selección natural opera en los individuos y no a nivel de la especie. Ello puede explicar la brecha tecnológica entre nativos digitales e emigrantes digitales.

En el libro de Nicholas Carr, El interruptor, ‘nos ofrece un demoledor y controvertido análisis de cómo la nueva revolución informática, la sociedad digital, esta redefiniendo el mundo de los negocios, la sociedad y la cultura’ que yo llamo la nueva humanidad del human_0_1, los seres binarios, un nuevo avatar para la humanidad. (…) Al final del libro, Carr nos deja un epílogo, que me va de maravillas para terminar mis reflexiones arriesgadas sobre el cambio de humanidad. Y es el siguiente: “…A medida que vayan desapareciendo las generaciones más viejas, con ellas irá desapareciendo también el conocimiento de lo que perdimos cuando surgió la nueva tecnología, y sólo permanecerá el sentido de lo que ha ganado. En esta senda, el progreso oculta sus huellas para recuperar continuamente la ilusión de que estamos allí donde realmente queremos estar”

Link de interes: http://youtu.be/MQsXVAbcv-M

JEFF JARVIS

Se busca candidato con factor likeability y marca personal


Guy Kawasaki / The Art of Changing

Los nuevos medios, como paradigmas sociales abren un campo enorme de posibilidades en cualquier campaña de marketing político y de imagen y serán los principios que deben guiar al mercado en los próximos años. Para conseguir objetivos y estrategias de respaldo horizontal a la marca personal del candidato, las campañas más poderosas se basaran en lograr diferenciarse mediante la marca personal de los políticos y sus factores enchantment y likeability, condición sin las cuales no habrá conversación horizontal en la red (…)

Los electores y los webactores quieren tener acceso a la información política, a los planes y estrategias, a las ideas, a los sueños y a tu enchantment, como parte de tu ADN, a tu likeability como animal digital, quieren reconocerte como parte de la tribu binaria de las multitudes inteligentes. Ya no se conforman con folletos y estampitas y banderines, ni con una web de gancho y engaño. Tampoco con una videoconferencia de vez en cuando, y un micro blog sin contenido, tampoco los debates de derribo. Quieren compartir historias emociones sentimientos. (…)
[youtube http://www.youtube.com/watch?v=chbNnIFsAzY&w=560&h=315]
‘El conocimiento es poder, pero la información no es tal’ ‘Knowledge is power, but information is not’ Dicho por el psicólogo británico David Lewis. Es una cita extraída del Libro ‘Más allá de Google’. Esta tesis difiere de la idea domínate del siglo XX sobre la información como poder en un mundo dominado por el ‘Cuarto Poder’ los medios de prensa. En los entornos digitales ya esta tesis no funciona, ya no es real. La sociedad en red es el ‘Quinto Poder’ la información pasa a ser infoxicación como la define Alfons Cornella. Intoxicación informacional, en la que tienes más información para procesar de la que humanamente podemos.

En el libro de Jorge Juan Fernández García explica generosamente el síndrome de esta era Google: “El término en inglés para infoxicación es information overload (sobrecarga informacional). Pues bien, la infoxicación es ya un problema de nuestra sociedad y, por tanto, también una gran fuente de oportunidades. Cuando Cornella definió el término, Google no existía. El spam era, quizás, una predicción de algún visionario al que nadie hizo caso. La situación es hoy peor de lo que podíamos imaginar”. ‘El marketing radical tampoco funciona, no es un problema de evolutivo, es un problema de cambio, es otra cosa. En ell manifiesto Cluetrain sobre el ocaso de la empresa tradicional nos gritan: ¡Somos inmunes a la publicidad. Olvídalo.  (…)

Los políticos españoles no han acabado de digerir del todo la tv como medio propagandístico,  cuando, y de repente, se encuentran con un nuevos paradigmas tecnológicos, aun más difícil de digerir y de consecuencias devastadoras para los partidos con practicas e ideologías decimonónicas. La sociedad digital, las masas inteligentes en red (los mass media) y sus múltiples plataformas participativas de redes sociales, configuran los nuevos desiderátums políticos del milenio.

Recordemos algunos hechos de la prehistoria reciente. Me gusta la definición que hace Marc Bloch, de historia como el «acontecer humano en el tiempo» Sin más rollos. Con el advenimiento de la televisión y con el conocimiento de cómo puede ser empleada para captar a los electores, los viejos valores políticos desaparecieron. Algo nuevo sombrío, indefendible surgió de entre las brumas. “En todos los países –escribió Marshall McLuhan– el sistema de partidos se ha desenvuelto igual que el organismo de una empresa privada. La política y los principios carecen de utilidad a los fines electorales, puesto que son temas demasiado especializados” El fraguar la imagen del candidato va ocupando el lugar de la discusión de puntos de vista contradictorios y de debates fratricidas y estériles en un mundo alienado por la intoxicación informacional. Que no contribuían al posicionamiento del electorado, que hasta ahora conocíamos despectivamente como público o audiencias en sí. Los debates son herramientas tribales, residuos arcaicos para dirimir el liderazgo o el carisma del macho dominante en la manada (…) ¡Con perdón del colectivo feminista!

Las ideas como motor del electorado, recuerdan a los partidos leninistas. Los electores en la era de la tv fueron audiencias en sí, voluntariado Fans y Friki. Las masas encendidas por las ideas y dueñas de su conciencia son prehistoria de la filosofía de las ideas, anecdotario bolchevique; romanticismo decimonónico. A lo largo de estos siglos hemos sido arrastrados y colonizados hasta la misma medula, penetrados sin piedad por la conquista del poder a través del debate y derribo del adversario.

La pedagogía política dominante, a pesar de la era Google, de que toda sociedad, todo pueblo, necesita un mesías, un Tarzán que domine a las bestias en busca de padre putativo y sea el Dios capaz de ayudarlos a cruzar el Jordán, (Este fifty-fifty de Complejo de Electra y teoría del Gendarme Necesario) ha animado todos los procesos políticos desde el siglo veinte y parte de este de esta era digital.

Los medios moribundos como la prensa escrita en papel y la televisión se resisten a las evidencias de su necrosis anunciada por los nuevos paradigmas tecnológicos. ‘Lo impreso sólo requiere la facultad visual, aisladamente y por separado y no el conjunto unificado de los sentidos’ decía McLuhan. La televisión unifica los sentidos pero no es participativa, tampoco permite competir ni distribuir, ni producir contenidos socialmente. Solo nos permitía consumir mensajes alienantes y lo peor, reconocidos como tales por los profesionales del marketing. Por medio de los llamados impactos a los públicos o electores “target” tratados como simples dianas o experimentos al mejor estilo conductista de Iván Pavlov. Esto es, afortunadamente prehistoria rancia de los viejos medios, mecánicos y analógicos (…)  Los profesionales del marketing hemos sido arroyados por los nuevos tiempos y por desgracia, nadie ha tomado el número de la matricula del camión. (…)

Quiero hacer énfasis en lo dicho al principio de este post y volver a recitarlo: ‘Los nuevos medios, como paradigmas sociales abren un campo enorme de posibilidades en cualquier campaña de marketing político y de imagen y serán los principios que deben guiar al mercado en los próximos años. Para conseguir objetivos y estrategias de respaldo horizontal a la marca personal, las campañas más poderosas se basaran en lograr diferenciarse mediante la marca personal de los candidatos’.

Una de mis tesis sobre el electorado como nuevo ser social horizontal, es su condición de mercado inteligente, más informados, más likeability y más enchantment. La participación online determina una superconciencia en la personas y en los electorados como sujetos colectivos y virales.

Otra tesis es la comunicación directa de los partidos con sus mercados o su electorado, las redes entre iguales (Peer-to-Peer), condicionan el empoderamiento de la marca personal del candidato y la virulidad de los mensajes hacia personas ahora más inteligentes activas e informadas. Los politicos como seres verticales, deben resistirse a querer ‘mejorar o controlar’  la  conversación horizontal que circula por la red.

Y en la 34 tesis advertí sobre la demanda del mercado electoral, ‘no queremos hablar con directores de campaña, tampoco con publicistas y vendedores ideológicos, Queremos participar en la conversación como iguales, conocer el factor likeability y el factor enchantment del candidato y de las personas.

Gracias a las herramientas de los nuevos medios, los blogs y las aplicaciones móviles, y los mass media, existen infinitas oportunidades para darse a conocer y conectar con otras personas de forma más horizontal y honesta. Como formula o pócima contra la infoxicación de quienes desconocen el medio digital y lo utilizan verticalmente como aparato propagandístico del cuarto poder. Los medios digitales no terminan de ser descifrados y comprendidos por la clase política. Saben y entienden que tienen que utilizarlos pero no cómo funcionan desconocen él cómo.

Quédense con esta tesis, por favor: Los mass media son para explicar historias más que en dar datos, es comunicación entre iguales p2p, son conversaciones. Dotemos a nuestras campañas políticas de: The enchantment factor and the likeability factor / Huellas del humano binario (son estos dos factores el motor de las historias. No es información lo que sorprende, no lo que ya sabemos). Porque la información que llega sin criterio, como dice Cornella, o sin pasión es ruido, y el ruido molesta a todos.

Un caso de éxito fue la campaña de Obama como ‘Marca Personal’ fuera de los circuitos tradicionales de debate y derribo. Logro a través de Internet y de otras tecnologías digitales movilizar emocionalmente a Jóvenes y profesionales para cambiarlo todo. Como la define Dan Schawbel en su bestseller ‘Me 2.0’. Fue una campaña de éxito de marketing personal construyendo la marca del candidato gracias a los medios sociales. Debemos aprender sobre el uso de herramientas de medios sociales para el empoderamiento personal, fomento de la confianza y credibilidad y la creación de redes profesionales en apoyo del candidato.

Marketing personal / El gúru de la marca personal, Dan Schawbel  Guy Kawasaki / The Art of Changing

Sería interesante que los responsables de las campañas de imagen empezaran  con tareas sencillas, quizás con el método Dan Schawbe,l compuesto por cuatro pasos a cada uno de los cuales dedica un capítulo: definir la marca, crear la marca, dar a conocer la marca y mantenerla. Pero pienso que no será suficiente para quienes han sido socializados en prácticas verticales de marketing.

Para Alan Key “la tecnología es tecnología sólo para quien ha nacido antes que ella”. “Los usos de los mass media y las redes sociales y multiplataformas sociales, son demasiado visibles para aprender de ellas a diferencia de quienes han nacido con ella”  (Ley de Manuel Eduardo Ponte) formulada en el blog. www.manuelponte.com  Esta ley explica la brecha tecnológica en términos de conciencia social y explica la nueva humanización en términos de evolución de la inteligencia humana. ¿Está la clase política en capacidad de sobrevivir en entornos digitales? Las últimas elecciones en los nuevos medios digitales fueron sin criterio ni conocimiento del medio. Los candidatos fueron simples cromos sin fuerza viral y sin The enchantment factor and the likeability factor, sin que surgiera por ningún lado estas dos fuerzas motoras de la nueva humanidad. (…)

Aun tiene otra oportunidad, espero que la próxima vez contraten profesionales que entiendan la relevancia de la revolución digital, como lo hizo el partido demócrata de Obama con Rahaf Harfoush, estratega de la campaña online de Barack Obama. A través de las redes sociales.

Darwinismo Digital: El final de la empresa tradicional tal cual usted la conoció


“Los cadáveres siguen apilándose y esto apenas ha comenzado”  (…) Quiero dejarles una pequeña reseña de uno de los líderes más influyentes de la era binaria.  No podemos decir que ha nacido una nueva estrella, porque esta hace tiempo que brilla con luz propia. Brian Solís, el creador y evangelizador del engagement (participación) se ha centrado en el estudio de los efectos de los medios alternativos y emergentes para los negocios, el marketing, el mundo editorial y la cultura. The End of Business As Usual. Este libro, de reciente aparición, nos cambiara la forma de ver el mundo de los negocios de ventas y marketing para desarrollo de producto y servicio, al cliente, al liderazgo y a la cultura.

  Engage ( Conectarse)

Quien es éste “animal de la era binario” dejemos que sea él mismo el que se presente: Analista digital, Sociólogo y futurista. Así se auto define el gurú del nuevo marketing humanizador y del Darwinismo Digital.. Brian Solís, el analista principal en Altimeter Group, una firma de asesoría e investigación, en la que ha desarrollado nuevas estrategias para que las compañías construyan lazos con sus clientes y empleados; ello no es peccata minuta, si observamos bien los restos del paisaje lunar, ante los actuales entornos y escenario digitales, vemos que sólo sobrevivirán dos profesiones: La de enterrador y la de resucitador.

En su blog, Brian Solis nos dice que antes de formar parte de Altimeter Group trabajó para FutureWorks, una consultora de negocios, en la cual lideró programas interactivos y sociales para compañías ubicadas en el Fortune 500.
.
[youtube http://www.youtube.com/watch?v=iRUx7zRlSSU&w=560&h=315]
Es autor del más reciente bestseller sobre empresa 2.0 publicado en diferentes idiomas: ¡Engage!, que lo ha llevado a posicionarse como uno de los principales líderes y autores de los nuevos medios. Un evangelizador al estilo de otro gigante del marketing viral, Guy Kawasaki. Por ello, en 2010 la revista especializada CRM lo nombró uno de los líderes más influyentes de la era binaria.

Su blog, Briansolis.com, se ha posicionado como una de las principales “fuentes de negocios y marketing 2.0” en el mundo de los vivos binarios. Por ello, Technorati lo ha seleccionado dentro del 1% de los blogs que analiza. Asimismo, Briansolis.com se ha posicionado como uno de los 150 mejores blogs de mercadotecnia, (marketing) según AdAge.

Recientemente visito lo que queda de España y nos dejo algunos adagios indiscutibles sobre la era digital. “Si no somos capaces de adivinar cómo será el consumidor del futuro, podemos desaparecer. Es lo que conocemos como el darwinismo digital: las apuestas tecnológicas sobrevivirán sólo si las personas las aceptan”, afirmaba este experto, para quién “es el momento de cambiar el futuro de las empresas, pues ahora la forma de gestionar una organización es totalmente diferente a cómo será en los próximos 10 años”.

Durante el encuentro, Solís aseguró que el poder de las redes sociales es tal, que las empresas deben dejar de clasificar a sus públicos con un carácter sociodemográfico y segmentarlos en tres grandes grupos: “consumidores tradicionales, consumidores digitales y consumidores conectados”. Precisamente, a estos últimos es a los que el autor de “Engage” les otorga una mayor importancia: “son usuarios que no sólo están informados, sino que comparten información y tienen capacidad de influir, es decir, cuentan, a su vez, con sus propios públicos”.

De ahí que, hoy en día, el futuro de una marca se define a partir de las experiencias compartidas y el reto es hacer que los consumidores conectados hablen bien de ella. Para lograrlo, este experto habla de engagement, de humanizar las marcas y cumplir con tres premisas a la hora de actuar en las redes sociales: “hablar y escuchar, conectar y adaptarse a los cambios”.

“Sólo el 6% de los 600 millones de tuits que se publican diariamente son retuiteados y el 90% de estos se producen en la primera hora, de ahí la dificultad de ser visibles” apuntó Solís, quien considera que los principios para actuar en las redes sociales tiene que ver con el valor, la confianza y el reconocimiento.

The End of Business as Usual. El final de la empresa tradicional tal cual usted la conoció. Empresas, gobierno, música, finanzas, publicidad, todo está cambiando. Tenemos un papel único en todo esto que estamos interesados no sólo en la definición de la necesidad del cambio, pero también somos responsables de la transformación de liderazgo en nuestras organizaciones. Somos los arquitectos, los mediadores, y los sherpas de una nueva era de la relevancia y el empoderamiento.

Brian Solís nos impacta con su hoja de ruta, como está de moda ahora adjetivar en ciertos círculos políticos. The End of Business as Usual, explora el surgimiento de los consumidores conectados, su efecto sobre la línea de fondo de las empresas tradicionales. El libro examina cómo las empresas líderes están teniendo éxito con los clientes conectados. Y nos orienta a través de estudios de casos y ayuda a los lectores a ganar el apoyo de los líderes de la organización mediante la identificación de oportunidades de crecimiento y a priorizar en qué invertir tiempo y recursos. El resultado es la creación de una base de adaptación para las empresas, no sólo para construir relaciones con los clientes conectados, sino mejorar relaciones con clientes y empleados en general. Como dice el subtítulo, debemos volver a revisar la forma de trabajar para tener éxito en la era de la revolución de los consumidores.

En esta nueva era de negocios digitales y del consumismo reorientado y humanizado. Usted juega un papel en la definición de su negocio, bien como enterrador o resucitador; no olvide que: “Los cadáveres siguen apilándose y esto apenas ha comenzado”

Las tendencias más actuales: la web móvil, medios de comunicación social, en tiempo real. Han producido un nuevo paisaje de consumidor inteligente y participativos. El final del negocio tradicional tal cual usted lo conocía, seguirá existiendo pero sólo en la wikipedia. Esta revolución de la información digital, ha cambiado el futuro del negocio, medios de comunicación y cultura, ¿y qué podemos hacer? Por ahora leer el libro. Brian Solís un animal binario con Likeability factor, una evidencia más de los avances de la nueva evolución de la inteligencia humana en busca de su nuevo avatar.

“Para tener éxito en los negocios, se necesita ver lo que otros no ven. Comenzar con este libro. Alguien va a hacerlo, ¿por qué no usted?” — Mark Cuban, propietario de los Mavericks de Dallas y Presidente de HDNet

“Innovación siempre ha cambiado el panorama de negocios. Las personas esperan tener acceso a información en cualquier lugar, en cualquier momento y en cualquier dispositivo. Colaboración, nube y tecnologías de vídeo están llevando este cambio. Como el Sr. Solís escribe correctamente, las empresas tienen que liderar este cambio, no siga” — John Chambers, CEO de Cisco Systems, Inc.

“Ganar los corazones y las mentes de los clientes con nuevos medios experiencias convertirá en su fuerza de ventas más valioso. Libro de Solís es el mapa para dar rienda suelta a este tesoro” — Peter Guber, autor de Tell Victoria: conectar, Persuade y triunfar con el poder oculto de historia

“Los clientes compartirán sus experiencias buenas y malas. Ahora que todo el mundo está conectado, se amplifica y muy influyente. Este libro le ayudará repensar su visión y misión para sobrevivir en una nueva era de darwinismo digital” — Mark Burnett, productor ejecutivo de televisión