Bumper (La edad adulta de la publicidad)


“Bumper es el nuevo ‘formato de publicidad’ en Youtube: un anuncio de seis segundos que no se puede saltar (skip Ad)” En realidad el ‘Bumper’ no es un ‘mensaje publicitario’, ni es el resumen de algo, ni la síntesis de algo, tampoco el recuerdo de algo, sino, el ADN de algo, quizás mucho más complejo que un simple resumen o ‘abstract’ de un spot publicitario. Tampoco lo definamos como evolución sinóptica de la publicidad, o las partes importantes de un todo.

Sin duda alguna que el Bumper representa la edad adulta de la publicidad, el mesías. El Bumper no tiene ningún valor publicitario en términos de campaña, a menos que esté precedido por una experiencia audiovisual ya existente, minimizando la reiteración y el impacto en la experiencia audiovisual de los espectadores.

El Bumper viene a ser una muestra ‘creativa de ADN’ capaz de regenerar la experiencia vivida de un mensaje publicitario anterior al Bumper; sería como la activación de la notoriedad de marca. «El poder del Bumper está en su capacidad de regenerar en el espectador el ‘meme’ la unidad teórica de información cultural mínima transmisible de un mensaje publicitario a un individuo, y de este a otro.» Podíamos llamarlo teoría publicitaria del núcleo.

Digamos que es la parte genética de la publicidad no manifiesta de un Spot, pero subyacente a él; su descubrimiento y explotación es parte de la evolución del mercado. El ‘meme’ es parte de las teorías sobre la difusión cultural de Richard Dawkins El gen egoísta (The Selfish Gene). En pocas palabras, el hombre de la sociedad del mercado al igual que los genes, está construido de memes inteligentes replicantes, capaces de “aprender y desaprender” de forma guiada satisfactoria y egoísta, es el estadio superior de la psiquis. La publicidad como huésped, es una parte proporcional ya satisfecha de una necesidad egoísta latente en el anfitrión. Si la necesidad (mensaje) ya existe en la psiquis del consumidor, cualquier muestra creativa de ADN del núcleo, es capaz de reproducir con éxito el mensaje final. Eso es el Bumpe, un factor replicante.

He sido en el pasado muy crítico con el modelo de negocio de Youtube con respecto a los beneficios y la rentabilidad del medio, a pesar de ser esta plataforma el mejor invento después de la imprenta para la difusión de cultura popular y empresarial para la difusión de marca, imagen e ideas. Por mucho tiempo se pensó que todo debería cambiar en el medio, y nada en el concepto y la técnica publicitaria ‘la adaptabilidad al medio’. Todos hemos padecido el síndrome de ¿Cómo meter un barco en una botella de cristal? Youtube fue la botella y la publicidad el barco; y fue así durante mucho tiempo hasta día de hoy… Con la llegada de ‘Bumper’ la botella volvió a su naturaleza real, y el barco a la suya, el Mar, la tercera vía. En términos Weberianos podemos decir que estamos en el periodo del «desencantamiento del mundo» pero del mundo de la publicidad y el mercado.

La sociedad hiperconectada y ciberorganizada es la madre de la “sociedad del individualismo feroz” de Alain Tuouraine en su impecable descripción de la economía y la sociedad global. La sociedad actual huye de la publicidad vertical como de la muerte negra medieval, entendida como intrusiva violenta, uniforme y kafkiana. No existe nada que la publicidad vertical pueda hacer para conciliar a los indignados fugitivos de la publicidad vertical, la pandemia. El consumidor empoderado es un ser evolucionado del conformismo estático del shar. Hace tiempo que los ‘seres digitales’ enterraron en una playa de california, las audiencias estadísticas y a los  espectadores pasivos, dando paso al prosumidor (Prosumer) el productor y  editor empoderado, consumidor independiente e informado, sobre todo encabronado. Atrás han quedado los ‘análisis demográficos’ del espectador sentado en el sofá frente al televisor.

Es un nuevo concepto antitético de cultura de masas, diferente al de “hombre-masa” de Ortega y Gasset. El “Hombre-líquido” de la modernidad líquida de Zygmunt Bauma, está formada por seres informados que todo lo cuestionan, que no tiene nada que ver con el pensamiento crítico filosófico. Los modelos y estructuras sociales ya no perduran lo suficiente como para enraizarse y gobernar las costumbres de los ciudadanos, los lazos se diluyen, en la misma proporción que la globalización se expande.

Youtube ha encontrado el modelo de negocio rentable, no sé si el ideal, pero sí el de la publicidad digerible, amable, inteligente, militante y activista: formato Bumper. La sociedad horizontal y líquida acepta este formato como propio, como conquista y vacuna. Pocas cosas sobreviven a un mundo posdiluviano de la expansión tecnología socializada e inteligente, y los medios líquidos y el Smartphone.

“El planeta del Smartphone es ya una realidad, son más los teléfonos inteligentes que personas ocupando el planeta azul. A mi entender, pocas cosas han modificado nuestra forma de pensar y relacionarnos con el mundo material y de las ideas, que el desarrollo del lenguaje, la imprenta, y el Smartphone; el ocaso de las élites. Nada antes había modificado el curso de la evolución del hombre de forma más radical. Tres estadios revolucionarios, tres avatares, tres configuraciones, que modificaron el destino del hombre actual y la humanidad. El Gurú de la comunicación ‘Marshall McLuhan’ hablaba de la evolución de los «medios fríos y calientes» como responsables modificadores de nuestra conducta. Habría que agregarle a las viejas observaciones los (medios líquidos) la comunicación libre y horizontal e inteligente” (https://manuelponte.com/?s=smartphone)

“que algo significa algo para alguien” eso ya es comunicación semiótica. La publicidad no puede abstraerse de este principio, de este meme replicante, descubrir su existencia y aplicarla es hacer publicidad. Describir su sistema de comunicación, ya es otro campo que pertenece a la semiología, no a la semiótica. “Que algo significa algo para alguien” Esta en todo proceso evolutivo y socio-cultural, cuyos estadios son los mismos de la evolución de los signos: “Fecundidad, longevidad y replicación” Sin estos estadios los signos, no tienen continuidad, historicidad, veracidad fáctica.

El proceso de secularización que ha sufrido la publicidad en Youtube en 2017 ha sido brutal, sobre todo los spots (mensajes publicitarios) auténticos peajes de acceso a la información, especie de taquilla del Pleistoceno audiovisual del siglo XX. El cambio ha sido In extremis, sin intermediación ni proceso adaptativo. La publicidad (el publicista) trató de buscar formulas creativas y virales de “supervivencia al medio” pero olvido que “el medio es el mensaje”. La publicidad incrustada en los vídeos mediante el ‘forced’, representaba un naufrago agónico aferrado a una tabla. Era una evidencia más de la agonía compartida, entre el medio y la publicidad.

Necesitados el uno al otro, eran arrastrados al fondo. Con las nuevas tecnologías el que tiene el medio y seguidores (Followers) tiene el dinero, no necesita la publicidad. La formula de negocio en apariencia es la misma de siempre, pero no en ese orden de prelación de sus elementos. La Formula Vertical: Dinero + Medios + Publicidad = Dinero, ¡ha muerto!. Con la introducción en la ecuación de nuevos actores y/o elementos: ‘followers’ y ‘influences’ surge la Formula inédita horizontal de negocio: Medios + Followers + influence = Dinero. Hoy día cualquiera puede crear un medio de comunicación social online, low cost. No se necesitan inyecciones previas de capital, sólo tener followers e influences, el auténtico capital inicial, el dinero viene sólo, quien tiene ‘follower’ tiene el poder, la ecuación del éxito. Se cumple una vez más las 95 Tesis del Manifiesto Cluetrain. “los mercados son conversaciones”.

El mensaje del “homo del pleistoceno” sigue siendo hoy el mismo, que se escucha en la radio, se ve en televisión, o se lee en un diario, el mensaje no ha cambiado, lo que ha cambiado es el mundo analógico de las audiencias pasivas, en beneficio del mensaje enriquecido y empoderado por los follower en conversación horizontal, y los influence, “El medio es la conversación”. No hay que ser un teórico de los medios de comunicación como «McLuhan» para dar cuenta de ello.  Ya no hay medios, fríos, ni calientes, sólo líquidos e inteligentes.

Para el conjunto de los Bumper, o conjunto de memes se dan las características propias de todo proceso evolutivo: fecundidad (algunas ideas son especialmente efectivas), longevidad (persisten durante mucho tiempo) y sobre todo fidelidad en la replicación (conservadurismo tradicional). El Bumper, es la edad adulta de la publicidad evolucionada de la sociedad líquida.

“Quién haya leído la novela El agente secreto” de Joseph Conrad, 1907 y cuyo argumento principal gira en torno a un anarquista que planea atentar contra el Real Observatorio de Greenwichde con una bomba, para detener el tiempo, símbolo del capitalismo. También en el siglo XVIII los anarquistas (socialistas utópicos) pretendían ingenuamente detener la revolución industrial, apedreando los relojes de las grandes catedrales e industrias… Hoy día, el símbolo del progreso no el tiempo, es la publicidad y el consumo; los viejos enemigos literales de los globalifóbicos… Nunca antes en la historia de la humanidad se había consumido más que hoy, y menos que mañana, y por menos «La rebelión inútil / Manuel Eduardo Ponte».”

Anuncios

La Máquina Disruptiva (*)


ROBOT SOCIAL MEDIA
La sociedad del mercado

Un economista y filósofo clásico del siglo XVII, usando su reconocido sentido común dijo “Nadie nunca ha visto a un perro «Canis lupus» cambiar equitativamente y deliberadamente  con otro perro un hueso por otro. Adam Smith” Hemos construido una sociedad basada en esta supuesta superioridad moral innata, créanme, y falso corolario del impulso civilizatorio del hombre (el canje racional voluntarista sin contraprestaciones, «trueque» a veces altruista; pertenece al catálogo de las vanidades falsas del hombre).

Reflexionemos sobre esta idea, basada en la observación racional del «sentido común», tan propia de la teoría economía clásica de Adam Smith. Como muchas otras derivadas del razonamiento empírico de su tiempo. Analicemos que ideas subyacen a este aserto popular: «El perro es el mejor amigo del hombre» En realidad estamos condicionando la supuesta amistad. El mensaje implícito es: Siempre que esté «Canis lupus» no tenga pensamiento racional, y además que no sea nuestro competidor en el mercado. (La obediencia y la sumisión serán los mejores aliados del «Canis lupus», postrarse a los pies como Odalisca al Sultán)

El mensaje está claro; este es el comportamiento social «ideal» esperado en el hombre civilizado, para todo el ZOO. Pero que ha cambiado en la sociedad hiperconectada con respecto a estos supuestos ¿Esta sociedad es una sociedad versionada, o quizás una sociedad inédita del mercado? ¿El sentido común como motor de la historia, sigue siendo una máquina bien aceitada?  Dicho sentido «común» no resuelve las tensiones y conflictos generados en el mercado.

Si nos apoyamos en el pensamiento clásico del sentido común (Vintage) para analizar el comportamiento humano y su «acción social» en la social media. Nos encontraríamos nuevamente como monos desnudos «Desmond Morris». El comportamiento disruptivo observado en la social media, no reconoce el sentido «común» como regla y motor de la historia. Lo disruptivo es el patrón de comportamiento manifiesto (dueña del hueso) e imperante en todos los órdenes sensibles a los sentidos.

En realidad siempre hemos actuado cónsonos con nuestra animalidad (ZOO), como el perro descrito por Adam Smith.  Un hueso por otro, sin una contraprestación mejorada, no es posible, ni en la vida de los humanos. No se necesita ser un animal racional moral, para negarnos  a cambiar el hueso, o lo que ya tenemos asegurado. El comportamiento altruista es la opción menos probable a la negociada. (Es la ley que posibilita y regula el mercado) «El mercado ha actuado como un elemento aceleraste de la evolución humana».

La social media se ha convertido en «la máquina disruptiva» La fenomenología del mundo virtual genera bienes y servicios (huesos) que no poseemos  físicamente, que forman parte de una nueva realidad fáctica, intangible e irreales para las ciencias clásicas. «La sociedad hiperconectada cambia huesos por otros que no posee; pero que siente como propios». La social media genera empatías virtuales (emociones) linkeables compartidas y distribuidas horizontalmente con costes cero.  (Compartir hueso es una ley virtual) Primera ley disruptiva del mercado: «El hueso es parte de la naturaleza de los entornos digitales» .(Nueva realidad).

El estado natural de “las cosas y su sentido” en los entornos digitales es el mercado de los bienes disruptivos «la ruptura» Lo disruptivo configura y regula un nuevo paradigma para economía. También es el mensaje civilizatorio de la sociedad programada virtual «binaria» (Sociedad hiperconectada) Seguimos siendo parte inalienable de la naturaleza del (ZOO) gobernado por el mercado (productores, vendedores) y demandantes (consumidores o compradores). La máquina disruptiva «aniquila» la división social y del trabajo de los agentes reguladores del mercado (vendedores, productores y consumidores de huesos) de ahí que se hable de paradigma, de un mercado disruptivo. Conocer quien es quien, en un entorno virtual disruptivo es imposible, para  «el mono desnudo» conocedor de realidades tridimensionales.

“El anti-industrialismo romántico, presenta una naturaleza intocada como ideal al que retornar. El impulso fáustico y prometeico de dominar tecnológicamente la naturaleza tridimensional; es un rasgo esencial del ser próximo. En su relación con la naturaleza hay un carácter co-creador” En un mercado disruptivo la naturaleza no compite con el hombre, es la vuelta a ella. El mercado virtual disruptivo, se presenta como nueva naturaleza, sin antagonismos de clase, ni poder.

La neuroeconomía, nos permite seguir especulando sobre las emociones. Si los mercados son emocionales no racionales, y los mercados son conversaciones. Por lo tanto, debemos inferir de todo ello, que las conversaciones son irracionales. Disiento de esta aseveración errónea y reiterada; que niega la racionalidad de las emociones. El mercado está regulado por las emociones, sujetas a normas racionales.

“La empatía del griego ἐμπαθής (“emocionado”) es la capacidad cognitiva de percibir, en un contexto común, lo que otro individuo puede sentir. También es descrita como un sentimiento de participación afectiva de una persona en la realidad que afecta a otra”  Si algo distingue a los humanos de los animales, es su capacidad de expandir el mercado. «Conocer nuevos amigos es ampliar el mercado» Dije amigos, no futuro compradores, ni oferentes.

Si queremos actuar (producir, vender y comprar) en «la sociedad del hipermercado disruptivo», debemos entender la fenomenología del carisma de la sociedad conectada. «La sociedad del mercado disruptivo» sólo es comprensible si aceptamos como paradoja, la convivencia racional con las emociones. «Las emociones son racionales» y sus factores: The enchantment factor and the likeability factor / Huellas del humano binario

(*)  Disruptivo: Es una voz «vocablo» de origen inglés (disruptive) utilizada para nombrar a aquello que produce una ruptura brusca e inesperada. Se utiliza dicho término en un sentido simbólico, en referencia a algo que genera un cambio muy importante o determinante (sin importar si dicho cambio tiene una correlación física real)  El concepto cobra relevancia, si observamos los entornos digitales y su impacto disruptivo en un mercado.

Aquiles y la Tortuga…


blah

Blah Blah Blah… Qué hacer cuando las palabras ya no funcionan… “Cuantas más palabras necesitas, menos cautivador resultas. Lea este libro para saber por qué y cómo solucionar el problema.” Guy Kawasaki, autor de El arte de cautivar (…) No me canso de decir que estamos en la época de la humanidad con más paradojas de su historia. La sociedad conectada es el mundo donde abundan y gravitan las paradojas…

Por ahora, los adictos al chateo silencioso, ensimismado, llenos de atajos, emoticones e inspiración virtual; ganan la primera de todas las batallas que todavía quedan por librar, pero no la guerra a la comunicación oral. El chat es el equivalente al cine mudo (silente) de los años ´20 del siglo pasado. Los chat de texto son unos auténticos ‘Geriátricos Park’, que sobreviven (como paradoja)  asombrosamente a la sociedad conectada.

Son los descendientes del mundo monocromo de los BBS (Bulletin Board System) y de los ‘classic’ Messenger y los moribundos o extintos SMS. Los BBS ‘vintage’ fueron para la insipiente sociedad digital, la revolución necesaria para las comunicaciones ‘person to person’ e involucionarías para el homo sapiens, los desarrolladores del actual lenguaje humano oral…

El chat es un auténtico superviviente de los inicios de internet… Su desarrollo y su estado incipiente han quedado ralentizados si lo compramos con otros desarrollos tecnológicos con estructuras isomorficas en origen y destino idénticas, en apariencia una paradoja. Quizás aquí, se cumple una vez más la paradoja de Zenón, La carrera de la Liebre Aquiles y la Tortuga… El Chat es la Liebre veloz dando ventaja a la lenta Tortuga, representante de la conversación humana oral. El chat como la Liebre siempre a medio camino de distancia…  El chat en
apariencia más veloz y activo perdería esta carrera!…

Desconcertante una vez más, lo protosocial emerge de sus cenizas, el lenguaje de signos y pictogramas adquiere relevancia universal… Las actividades retrogradas toman ventaja, apoyándose en los nuevos desarrollos de los medios de comunicación aditivos y virales… Lo infinitamente pequeño o Zip, cobra relevancia y valor de uso… La larga exposición o permanencia ensimismada en entornos digitales y en especial el de las tecnologías móviles… Producen alteraciones en el lenguaje e incapacidad para relacionarse con otras personas fuera de un entorno digital…

¿Puede que la imaginación se base en nuestra capacidad de suprimir la actividad motriz? También me pregunto: ¿Por qué uno no comprende por completo a la persona que se era minutos atrás? Chatear es dejar atrás barreras insalvables del cuerpo a cuerpo de las emociones… Los seres ideales que están al otro extremo online, están construidos del mismo barro de la caverna, son de la tribu… Son parte de lo infinitamente pequeño y necesario para el sostenimiento del sistema… ideas cortas para espacios infinitamente grandes…

…Los libros más demandados en la actualidad, los auténticos Best Seller, son los manuales de operatividad, los drivers sobre la sociedad conectada. Los ¡Así lo hice yo! ¡No hables, hablar no está de moda. Expresarse con emoticones, tienen menos peligro y efectos segundarios… (…) Uno de estos libros, es el Blah, Blah, Blah. Nos enseña a integrarnos profesional y socialmente en el mundo del neo-negocio, y el marketing online como parte del paradigma de la sociedad horizontal y los cyberamigos…

“Cuantas más palabras necesitas, menos cautivador resultas. Lea este libro para saber por qué y cómo solucionar el problema.” Guy Kawasaki, autor de El arte de cautivar

“El bla, bla, bla, aparece cuando las personas (inteligentes) limitan sus conversaciones solo a palabras. Dan Ruan nos enseña a escapar de este conocido fenómeno con lo que él denomina ‘Pensamiento Vívido’. Un libro de obligada lectura para todo el que quiere tener conversaciones significativas, claras y productivas.”  Alexander Osterwalder, autor de Generación de modelos de negocio…

Se busca candidato con factor likeability y marca personal


Guy Kawasaki / The Art of Changing

Los nuevos medios, como paradigmas sociales abren un campo enorme de posibilidades en cualquier campaña de marketing político y de imagen y serán los principios que deben guiar al mercado en los próximos años. Para conseguir objetivos y estrategias de respaldo horizontal a la marca personal del candidato, las campañas más poderosas se basaran en lograr diferenciarse mediante la marca personal de los políticos y sus factores enchantment y likeability, condición sin las cuales no habrá conversación horizontal en la red (…)

Los electores y los webactores quieren tener acceso a la información política, a los planes y estrategias, a las ideas, a los sueños y a tu enchantment, como parte de tu ADN, a tu likeability como animal digital, quieren reconocerte como parte de la tribu binaria de las multitudes inteligentes. Ya no se conforman con folletos y estampitas y banderines, ni con una web de gancho y engaño. Tampoco con una videoconferencia de vez en cuando, y un micro blog sin contenido, tampoco los debates de derribo. Quieren compartir historias emociones sentimientos. (…)
[youtube http://www.youtube.com/watch?v=chbNnIFsAzY&w=560&h=315]
‘El conocimiento es poder, pero la información no es tal’ ‘Knowledge is power, but information is not’ Dicho por el psicólogo británico David Lewis. Es una cita extraída del Libro ‘Más allá de Google’. Esta tesis difiere de la idea domínate del siglo XX sobre la información como poder en un mundo dominado por el ‘Cuarto Poder’ los medios de prensa. En los entornos digitales ya esta tesis no funciona, ya no es real. La sociedad en red es el ‘Quinto Poder’ la información pasa a ser infoxicación como la define Alfons Cornella. Intoxicación informacional, en la que tienes más información para procesar de la que humanamente podemos.

En el libro de Jorge Juan Fernández García explica generosamente el síndrome de esta era Google: “El término en inglés para infoxicación es information overload (sobrecarga informacional). Pues bien, la infoxicación es ya un problema de nuestra sociedad y, por tanto, también una gran fuente de oportunidades. Cuando Cornella definió el término, Google no existía. El spam era, quizás, una predicción de algún visionario al que nadie hizo caso. La situación es hoy peor de lo que podíamos imaginar”. ‘El marketing radical tampoco funciona, no es un problema de evolutivo, es un problema de cambio, es otra cosa. En ell manifiesto Cluetrain sobre el ocaso de la empresa tradicional nos gritan: ¡Somos inmunes a la publicidad. Olvídalo.  (…)

Los políticos españoles no han acabado de digerir del todo la tv como medio propagandístico,  cuando, y de repente, se encuentran con un nuevos paradigmas tecnológicos, aun más difícil de digerir y de consecuencias devastadoras para los partidos con practicas e ideologías decimonónicas. La sociedad digital, las masas inteligentes en red (los mass media) y sus múltiples plataformas participativas de redes sociales, configuran los nuevos desiderátums políticos del milenio.

Recordemos algunos hechos de la prehistoria reciente. Me gusta la definición que hace Marc Bloch, de historia como el «acontecer humano en el tiempo» Sin más rollos. Con el advenimiento de la televisión y con el conocimiento de cómo puede ser empleada para captar a los electores, los viejos valores políticos desaparecieron. Algo nuevo sombrío, indefendible surgió de entre las brumas. “En todos los países –escribió Marshall McLuhan– el sistema de partidos se ha desenvuelto igual que el organismo de una empresa privada. La política y los principios carecen de utilidad a los fines electorales, puesto que son temas demasiado especializados” El fraguar la imagen del candidato va ocupando el lugar de la discusión de puntos de vista contradictorios y de debates fratricidas y estériles en un mundo alienado por la intoxicación informacional. Que no contribuían al posicionamiento del electorado, que hasta ahora conocíamos despectivamente como público o audiencias en sí. Los debates son herramientas tribales, residuos arcaicos para dirimir el liderazgo o el carisma del macho dominante en la manada (…) ¡Con perdón del colectivo feminista!

Las ideas como motor del electorado, recuerdan a los partidos leninistas. Los electores en la era de la tv fueron audiencias en sí, voluntariado Fans y Friki. Las masas encendidas por las ideas y dueñas de su conciencia son prehistoria de la filosofía de las ideas, anecdotario bolchevique; romanticismo decimonónico. A lo largo de estos siglos hemos sido arrastrados y colonizados hasta la misma medula, penetrados sin piedad por la conquista del poder a través del debate y derribo del adversario.

La pedagogía política dominante, a pesar de la era Google, de que toda sociedad, todo pueblo, necesita un mesías, un Tarzán que domine a las bestias en busca de padre putativo y sea el Dios capaz de ayudarlos a cruzar el Jordán, (Este fifty-fifty de Complejo de Electra y teoría del Gendarme Necesario) ha animado todos los procesos políticos desde el siglo veinte y parte de este de esta era digital.

Los medios moribundos como la prensa escrita en papel y la televisión se resisten a las evidencias de su necrosis anunciada por los nuevos paradigmas tecnológicos. ‘Lo impreso sólo requiere la facultad visual, aisladamente y por separado y no el conjunto unificado de los sentidos’ decía McLuhan. La televisión unifica los sentidos pero no es participativa, tampoco permite competir ni distribuir, ni producir contenidos socialmente. Solo nos permitía consumir mensajes alienantes y lo peor, reconocidos como tales por los profesionales del marketing. Por medio de los llamados impactos a los públicos o electores “target” tratados como simples dianas o experimentos al mejor estilo conductista de Iván Pavlov. Esto es, afortunadamente prehistoria rancia de los viejos medios, mecánicos y analógicos (…)  Los profesionales del marketing hemos sido arroyados por los nuevos tiempos y por desgracia, nadie ha tomado el número de la matricula del camión. (…)

Quiero hacer énfasis en lo dicho al principio de este post y volver a recitarlo: ‘Los nuevos medios, como paradigmas sociales abren un campo enorme de posibilidades en cualquier campaña de marketing político y de imagen y serán los principios que deben guiar al mercado en los próximos años. Para conseguir objetivos y estrategias de respaldo horizontal a la marca personal, las campañas más poderosas se basaran en lograr diferenciarse mediante la marca personal de los candidatos’.

Una de mis tesis sobre el electorado como nuevo ser social horizontal, es su condición de mercado inteligente, más informados, más likeability y más enchantment. La participación online determina una superconciencia en la personas y en los electorados como sujetos colectivos y virales.

Otra tesis es la comunicación directa de los partidos con sus mercados o su electorado, las redes entre iguales (Peer-to-Peer), condicionan el empoderamiento de la marca personal del candidato y la virulidad de los mensajes hacia personas ahora más inteligentes activas e informadas. Los politicos como seres verticales, deben resistirse a querer ‘mejorar o controlar’  la  conversación horizontal que circula por la red.

Y en la 34 tesis advertí sobre la demanda del mercado electoral, ‘no queremos hablar con directores de campaña, tampoco con publicistas y vendedores ideológicos, Queremos participar en la conversación como iguales, conocer el factor likeability y el factor enchantment del candidato y de las personas.

Gracias a las herramientas de los nuevos medios, los blogs y las aplicaciones móviles, y los mass media, existen infinitas oportunidades para darse a conocer y conectar con otras personas de forma más horizontal y honesta. Como formula o pócima contra la infoxicación de quienes desconocen el medio digital y lo utilizan verticalmente como aparato propagandístico del cuarto poder. Los medios digitales no terminan de ser descifrados y comprendidos por la clase política. Saben y entienden que tienen que utilizarlos pero no cómo funcionan desconocen él cómo.

Quédense con esta tesis, por favor: Los mass media son para explicar historias más que en dar datos, es comunicación entre iguales p2p, son conversaciones. Dotemos a nuestras campañas políticas de: The enchantment factor and the likeability factor / Huellas del humano binario (son estos dos factores el motor de las historias. No es información lo que sorprende, no lo que ya sabemos). Porque la información que llega sin criterio, como dice Cornella, o sin pasión es ruido, y el ruido molesta a todos.

Un caso de éxito fue la campaña de Obama como ‘Marca Personal’ fuera de los circuitos tradicionales de debate y derribo. Logro a través de Internet y de otras tecnologías digitales movilizar emocionalmente a Jóvenes y profesionales para cambiarlo todo. Como la define Dan Schawbel en su bestseller ‘Me 2.0’. Fue una campaña de éxito de marketing personal construyendo la marca del candidato gracias a los medios sociales. Debemos aprender sobre el uso de herramientas de medios sociales para el empoderamiento personal, fomento de la confianza y credibilidad y la creación de redes profesionales en apoyo del candidato.

Marketing personal / El gúru de la marca personal, Dan Schawbel  Guy Kawasaki / The Art of Changing

Sería interesante que los responsables de las campañas de imagen empezaran  con tareas sencillas, quizás con el método Dan Schawbe,l compuesto por cuatro pasos a cada uno de los cuales dedica un capítulo: definir la marca, crear la marca, dar a conocer la marca y mantenerla. Pero pienso que no será suficiente para quienes han sido socializados en prácticas verticales de marketing.

Para Alan Key “la tecnología es tecnología sólo para quien ha nacido antes que ella”. “Los usos de los mass media y las redes sociales y multiplataformas sociales, son demasiado visibles para aprender de ellas a diferencia de quienes han nacido con ella”  (Ley de Manuel Eduardo Ponte) formulada en el blog. www.manuelponte.com  Esta ley explica la brecha tecnológica en términos de conciencia social y explica la nueva humanización en términos de evolución de la inteligencia humana. ¿Está la clase política en capacidad de sobrevivir en entornos digitales? Las últimas elecciones en los nuevos medios digitales fueron sin criterio ni conocimiento del medio. Los candidatos fueron simples cromos sin fuerza viral y sin The enchantment factor and the likeability factor, sin que surgiera por ningún lado estas dos fuerzas motoras de la nueva humanidad. (…)

Aun tiene otra oportunidad, espero que la próxima vez contraten profesionales que entiendan la relevancia de la revolución digital, como lo hizo el partido demócrata de Obama con Rahaf Harfoush, estratega de la campaña online de Barack Obama. A través de las redes sociales.

Darwinismo Digital: El final de la empresa tradicional tal cual usted la conoció


“Los cadáveres siguen apilándose y esto apenas ha comenzado”  (…) Quiero dejarles una pequeña reseña de uno de los líderes más influyentes de la era binaria.  No podemos decir que ha nacido una nueva estrella, porque esta hace tiempo que brilla con luz propia. Brian Solís, el creador y evangelizador del engagement (participación) se ha centrado en el estudio de los efectos de los medios alternativos y emergentes para los negocios, el marketing, el mundo editorial y la cultura. The End of Business As Usual. Este libro, de reciente aparición, nos cambiara la forma de ver el mundo de los negocios de ventas y marketing para desarrollo de producto y servicio, al cliente, al liderazgo y a la cultura.

  Engage ( Conectarse)

Quien es éste “animal de la era binario” dejemos que sea él mismo el que se presente: Analista digital, Sociólogo y futurista. Así se auto define el gurú del nuevo marketing humanizador y del Darwinismo Digital.. Brian Solís, el analista principal en Altimeter Group, una firma de asesoría e investigación, en la que ha desarrollado nuevas estrategias para que las compañías construyan lazos con sus clientes y empleados; ello no es peccata minuta, si observamos bien los restos del paisaje lunar, ante los actuales entornos y escenario digitales, vemos que sólo sobrevivirán dos profesiones: La de enterrador y la de resucitador.

En su blog, Brian Solis nos dice que antes de formar parte de Altimeter Group trabajó para FutureWorks, una consultora de negocios, en la cual lideró programas interactivos y sociales para compañías ubicadas en el Fortune 500.
.
[youtube http://www.youtube.com/watch?v=iRUx7zRlSSU&w=560&h=315]
Es autor del más reciente bestseller sobre empresa 2.0 publicado en diferentes idiomas: ¡Engage!, que lo ha llevado a posicionarse como uno de los principales líderes y autores de los nuevos medios. Un evangelizador al estilo de otro gigante del marketing viral, Guy Kawasaki. Por ello, en 2010 la revista especializada CRM lo nombró uno de los líderes más influyentes de la era binaria.

Su blog, Briansolis.com, se ha posicionado como una de las principales “fuentes de negocios y marketing 2.0” en el mundo de los vivos binarios. Por ello, Technorati lo ha seleccionado dentro del 1% de los blogs que analiza. Asimismo, Briansolis.com se ha posicionado como uno de los 150 mejores blogs de mercadotecnia, (marketing) según AdAge.

Recientemente visito lo que queda de España y nos dejo algunos adagios indiscutibles sobre la era digital. “Si no somos capaces de adivinar cómo será el consumidor del futuro, podemos desaparecer. Es lo que conocemos como el darwinismo digital: las apuestas tecnológicas sobrevivirán sólo si las personas las aceptan”, afirmaba este experto, para quién “es el momento de cambiar el futuro de las empresas, pues ahora la forma de gestionar una organización es totalmente diferente a cómo será en los próximos 10 años”.

Durante el encuentro, Solís aseguró que el poder de las redes sociales es tal, que las empresas deben dejar de clasificar a sus públicos con un carácter sociodemográfico y segmentarlos en tres grandes grupos: “consumidores tradicionales, consumidores digitales y consumidores conectados”. Precisamente, a estos últimos es a los que el autor de “Engage” les otorga una mayor importancia: “son usuarios que no sólo están informados, sino que comparten información y tienen capacidad de influir, es decir, cuentan, a su vez, con sus propios públicos”.

De ahí que, hoy en día, el futuro de una marca se define a partir de las experiencias compartidas y el reto es hacer que los consumidores conectados hablen bien de ella. Para lograrlo, este experto habla de engagement, de humanizar las marcas y cumplir con tres premisas a la hora de actuar en las redes sociales: “hablar y escuchar, conectar y adaptarse a los cambios”.

“Sólo el 6% de los 600 millones de tuits que se publican diariamente son retuiteados y el 90% de estos se producen en la primera hora, de ahí la dificultad de ser visibles” apuntó Solís, quien considera que los principios para actuar en las redes sociales tiene que ver con el valor, la confianza y el reconocimiento.

The End of Business as Usual. El final de la empresa tradicional tal cual usted la conoció. Empresas, gobierno, música, finanzas, publicidad, todo está cambiando. Tenemos un papel único en todo esto que estamos interesados no sólo en la definición de la necesidad del cambio, pero también somos responsables de la transformación de liderazgo en nuestras organizaciones. Somos los arquitectos, los mediadores, y los sherpas de una nueva era de la relevancia y el empoderamiento.

Brian Solís nos impacta con su hoja de ruta, como está de moda ahora adjetivar en ciertos círculos políticos. The End of Business as Usual, explora el surgimiento de los consumidores conectados, su efecto sobre la línea de fondo de las empresas tradicionales. El libro examina cómo las empresas líderes están teniendo éxito con los clientes conectados. Y nos orienta a través de estudios de casos y ayuda a los lectores a ganar el apoyo de los líderes de la organización mediante la identificación de oportunidades de crecimiento y a priorizar en qué invertir tiempo y recursos. El resultado es la creación de una base de adaptación para las empresas, no sólo para construir relaciones con los clientes conectados, sino mejorar relaciones con clientes y empleados en general. Como dice el subtítulo, debemos volver a revisar la forma de trabajar para tener éxito en la era de la revolución de los consumidores.

En esta nueva era de negocios digitales y del consumismo reorientado y humanizado. Usted juega un papel en la definición de su negocio, bien como enterrador o resucitador; no olvide que: “Los cadáveres siguen apilándose y esto apenas ha comenzado”

Las tendencias más actuales: la web móvil, medios de comunicación social, en tiempo real. Han producido un nuevo paisaje de consumidor inteligente y participativos. El final del negocio tradicional tal cual usted lo conocía, seguirá existiendo pero sólo en la wikipedia. Esta revolución de la información digital, ha cambiado el futuro del negocio, medios de comunicación y cultura, ¿y qué podemos hacer? Por ahora leer el libro. Brian Solís un animal binario con Likeability factor, una evidencia más de los avances de la nueva evolución de la inteligencia humana en busca de su nuevo avatar.

“Para tener éxito en los negocios, se necesita ver lo que otros no ven. Comenzar con este libro. Alguien va a hacerlo, ¿por qué no usted?” — Mark Cuban, propietario de los Mavericks de Dallas y Presidente de HDNet

“Innovación siempre ha cambiado el panorama de negocios. Las personas esperan tener acceso a información en cualquier lugar, en cualquier momento y en cualquier dispositivo. Colaboración, nube y tecnologías de vídeo están llevando este cambio. Como el Sr. Solís escribe correctamente, las empresas tienen que liderar este cambio, no siga” — John Chambers, CEO de Cisco Systems, Inc.

“Ganar los corazones y las mentes de los clientes con nuevos medios experiencias convertirá en su fuerza de ventas más valioso. Libro de Solís es el mapa para dar rienda suelta a este tesoro” — Peter Guber, autor de Tell Victoria: conectar, Persuade y triunfar con el poder oculto de historia

“Los clientes compartirán sus experiencias buenas y malas. Ahora que todo el mundo está conectado, se amplifica y muy influyente. Este libro le ayudará repensar su visión y misión para sobrevivir en una nueva era de darwinismo digital” — Mark Burnett, productor ejecutivo de televisión

The enchantment factor and the likeability factor


Being digital,The enchantment factor and the likeability factor  / Huellas del humano binario: Este post es parte de una serie de investigaciones, reflexiones y especulaciones periódicas sobre la era digital. El post también podría haberlo intitulado: Tras las huellas del nuevo avatar del humano binario. Estas reflexiones eclécticas -como bien no podían ser expresadas de otra manera en la actualidad- Obedecen a una larga búsqueda de indicios que me permitieran seguir especulando con hipótesis arriesgadas del racionalismo crítico sobre la posthumanidad vertical y hacerlo lo más emocionalmente posible que fuese capaz, en este reducido espacio digital. (…)

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=f66naHGTsFU&w=560&h=315]

Cuando tropezamos con “animales digitales” con marca personal como Guy Kawasaki, no llamamos al taxidermista, tampoco lo conservamos en frascos de formol; hacemos lo que haría un etólogo en su trabajo de campo. Observamos al espécimen en su habitad y ecosistema virtual, sin alterar o modificar su comportamiento. Es la manera de observar y estudiar a un espécimen de la fauna binaria, un ejemplar de human_0_1. Cada vez son más los seres digitales configurados, producto del avatar horizontal de la “nueva humanidad.” La evolución de la inteligencia humana, en el mundo real y virtual, nos deja sus huellas en especímenes como Kawasaki y les diré más, les diré por qué es un eslabón de la fauna binaria y un modelo a seguir para sobrevivir a la selección natural digital.

Guy Kawasaki es un ser digital (being digital) como bien lo afirma Nicholas Negroponte. Una evidencia más de que el futuro ya está entre nosotros: Para ser un humano binario hay que estar dotado de al menos dos factores claves dominantes: El factor de encantador y el de gustar “The enchantment factor and the Likeability factor” dos factores de una misma ecuación que está revolucionando el mundo real, y que tienen su origen en el mundo virtual y horizontal, el de las marcas personales y los nuevos avatares.

Sus huellas se dejan sentir en diferentes entornos y actividades del mundo virtual y real. Es el caso de los nuevos formatos de marketing, producto del desmantelamiento de la visión vertical del mercado distópico “marketing modelo 1984”. Cambios que responden a ecuaciones supra-biológicas, configuradas por factores de sentimientos y emociones, distribuidas horizontalmente por la conversación en la red. Los sentimientos, así, toman nuevas formas colectivas de expresión y convivencia socio digital, son factores inéditos, reinventados por la evolución de la inteligencia y su brazo ejecutor la cibercultura. Donde toman una nueva dimensión en la superconciencia colectiva de la “sociedad de la comunicación viral” su medio.

Un ejemplo: Los nuevos formatos de marketing no han surgido solos, los crean seres evolucionados, auténticos replicadores de la fenomenología binaria, especímenes nativos del cambio. En la era de la tecnología 2.0 del human_0_1. “aquellos días en los cuales las grandes empresas decían a todo el mundo lo que deberían hacer”, ahora son los prosumidores y los webactores libres, los que tienen el poder de generar marketing viral y decidir que producto o servicio triunfa y cual fracasa en la gúgol conversación de los seres binarios, donde la empatía de la superconciencia colectiva triunfan. Una nueva dimensión de los sentimientos binarios como factores de cambio hacia una nueva humanidad revelada.

No, no pierdo de vista a nuestro espécimen. Consultamos la wikipedia y encontramos una breve reseña de Guy Kawasaki que nos dice: Es uno de los mayores especialistas mundiales en el ámbito de las nuevas tecnologías y el marketing. Fue responsable de Macintosh a mediados de los ochenta, con el éxito espectacular con que este espécimen binario trabajo, fue reconocido por el mercado. Trasladó así el concepto de “evangelizar” a los negocios tecnológicos, con la idea de atraer y focalizar a usuarios vinculados al mercado Apple. En aquellos años más que difíciles para la empresa fundada por Steve Jobs, su trabajo fue tremendamente valioso e internacionalmente reconocido. En la actualidad dirige una de las empresas de capital riesgo más importante de Estados Unidos, Garage Technology Ventures.

No sólo la wikipedia, también los webactores de internet y otras plataformas digitales y no digitales hablan de la marca personal de Guy Kawasaki, de su “The enchantment factor and the factor likeability” y se refieren a él como: uno de los mayores especialistas mundiales en nuevas tecnologías y gurú del marketing de nueva generación y empresas 2.0. Además es el co-fundador de Alltop.com. Plataforma que nos permite reunir blogs temáticos y crear una única fuente de información así como sugerir una nueva de los tópicos más populares de la web o del blog. Tiene fans que le leen y siguen sus huellas de encantador de corazones y le votan por millones por que tiene: The factor Likeability and The enchantment factor.

Guy Kawasaki ha escrito cientos de artículos y más de nueve libros, incluyendo: “El Arte de Cautivar, The Art of Changing”, “Reality Check”, “The Art of the Start”, “Rules for Revolutionaries”, “How to Drive Your Competition Crazy”, “Selling the Dream”, y “The Macintosh Way”. Todos ellos Bestseller en ventas. Kawasaki un animal binario capaz de cambian nuestros corazones, nuestras mentes y nuestras acciones en la nueva humanidad, de los seres digitales y las emociones compartidas y distribuidas socialmente.

Preguntarle como hizo para tener una marca personal (Personal Branding) y una identidad binaria, tan poderosa dentro y fuera de la red, es como preguntarles a los niños chinos por que hablan tan bien el idioma chino, ¡si es muy difícil hablarlo!. Valga el símil para reflexionar sobre lo que es nativo y lo no nativo. Así como la máxima de la universidad de Salamanca “Lo que natura non da, Salamanca non presta”. (…) La evolución de la inteligencia humana deja sus huellas en los escogidos. Solo basta observarlos, ver cómo se desenvuelven en las redes sociales y en la conversación viral, para entender de qué materia están hechos estos seres digitales: The enchantment factor and the factor Likeability. (…) Muy alejado de las teorías del liderazgo o de los modelos conceptuales jerarquizados sobre persuasión e influencia o los adjetivos manidos (pasivo, activo, proactivo) de los últimos años en las escuelas de empresa.

Las emociones son factores distintivos y reinventados de la nueva evolución de la inteligencia humana, son las primeras huellas de, que ya nada volverá a ser igual en las relaciones humanas de la vieja sociedad predigital. “Conseguir cautivar, tal como lo define Guy Kawasaki, el gurú de los negocios, en su reciente libro, no consiste en manipular a la gente. Se trata, sin embargo, de transformar situaciones y relaciones humanas. Supone convertir la hostilidad en civismo para que al final derive en afinidad. Consiste, en definitiva, en convertir a los escépticos y cínicos en creyentes, y a los indecisos en fieles. Una persona puede ser cautivada en una mera transacción comercial, una negociación de alto nivel o con una simple actualización de estado en Facebook. Cautivar de una manera correcta tiene más poder que la persuasión vertical tradicional, la influencia o las diversas técnicas comerciales conocidas hasta ahora. Guy Kawasaki en su libro nos explica todas las tácticas que necesitamos conocer para preparar e iniciar una estrategia que cautive a nuestros clientes, nuestros empleados e incluso nuestro jefe. Además, nos ayudará a superar los malos hábitos arraigados en otras personas y a desafiar la supuesta «sabiduría de la multitud». Las enseñanzas que nos muestra Kawasaki en esta obra son fruto, en gran parte, de los años que ha trabajado en Apple, una de las multinacionales más cautivadoras de todos los tiempos, y también de su larga experiencia como empresario. Hay pocas personas en el mundo más cualificadas que él para enseñar a la gente cómo cautivar.

Hay gente que está infectada y ya no cuentan para nosotros y forma parte de la gúgol papelera de reciclaje virtual, construida por la nueva humanidad de los nativos digitales. A veces huyendo de mi naturaleza binaria, me veo tentado a hurgar en la papelera en busca de referentes ideológicos del pasado reciente. No sin antes sentirme culpable de mi adición a los detritos del mundo vertical.

Uno de esos infecciosos pensadores devorados por la papelera es Jean Paul Sartre. Como buen científico social y antropólogo, que le gusta (la fenomenología o sociología del conocimiento) Trato de buscar marcos teóricos y referencias sobre los temas que investigo. En mi búsqueda desesperada, recordé a Sartre y su intento por crear un bosquejo sobre una teoría de las emociones. Donde trató de configurar una teoría fenomenológica antropológica que acaban con los finalistas y las posturas organicistas. Para este bloguero afortunadamente Sartre no logró acabar con estos dos grandes refugios del conocimiento especulativo sobre la fenomenología de lo humano. Pero advierto que comparto muchas de sus tesis sobre el “mundo mágico” Por empiristas que aparenten y en franca oposición a mi postura de racionalista crítico. (…)

Así pues, para Sartre, el origen de la emoción es una degradación espontánea y vivida de la conciencia frente al mundo. Este aspecto del mundo es totalmente coherente: es el mundo mágico. Para Sartre la emoción es una brusca caída de la conciencia en lo mágico. O con otras palabras, hay emoción cuando el mundo de los utensilios del mundo vertical se desvanece de repente y es sustituido por el mundo mágico horizontal. No cabe, pues, considerar la emoción como un desorden pasajero del organismo y de la mente que turbe desde fuera la vida psíquica. Es, por el contrario, la vuelta de la conciencia a la actitud mágica, una de las grandes

actitudes que le son esenciales, con la aparición del mundo correlativo. Comparto con Sartre la visión del mundo mágico o mundo digital y horizontal. En si son mundos correlativos de la superconciencia colectiva y binaria. La emoción no es un accidente sino un modo de existencia de la conciencia binaria. (…)

Sin las posturas finalistas y organicistas sería imposible hoy entender y explicar las teorías del racionalismo crítico sobre la innatas evolución de la inteligencia humana: “Noam Chomsky, Richard Dawkins, David Deutsch, Robert Axelrod, Henry Jenkins, Karl Raimund Popper (…) entre muchos otros científicos que compartimos en parte este “mundo mágico” de las nuevas revelaciones de la caja negra.