El paciente de San Francisco


big twitter

Los usuarios avanzados de Twitter no serán suficientes para salvar al ‘paciente de San Francisco’ cada vez más quemado entre los cyber-actores de las redes sociales, usuarios incapaces de entender e interactuar con el microblogging. Este paciente como en la película, también esconde una historia… Las nuevas virguerías incorporadas hasta hora, no han sido capaces de fidelizar, viejos y nuevos usuarios. Hace pocos meses, antes que cambiaran las tornas, y de su espectacular salida a bolsa, me atreví a opinar a contracorriente, y decir qué: «Sabemos qué: ‘la publicidad en twitter no vende’,  el caso twitter es ya historia viva para las escuelas de negocios y de marketing y publicidad, y una paradoja más para la sociedad hyperconectada; de ser así, es difícil entender el por qué de sus ingresos millonarios, y por qué, se le súper-valoro tanto en su entrada a bolsa… ( http://wp.me/p1GbSh-16n )…»

No me alegro de haber acertado en mi pronóstico, a contracorriente, de los entusiastas antropológicos social media y fans, empeñados en ver el lado equivocado de la promesa de negocio del microblogging. Por sorprendente y contradictorio que parezca, sigue teniendo un lado de negocio explotable, no valorado, quizás invisible para mentes cansadas, agotados en ver siempre el mismo lado iluminado del marketing.

«…Si sucede un evento ‘B’, se presume la existencia de ‘A’. [B entonces A]. Resolver los paréntesis y corchetes es parte de la disciplina de la ideología popular. Toda ideología dicotómica es primaria, animista y resoluta en sí misma, invariable. Es la fórmula predominante en los homínidos superiores. Es el mismo mecanismo regulador de la reputación y los rumores, en realidad son nuestros primeros algoritmos funcionales, construcciones ideales.  http://wp.me/p1GbSh-16n …»

La sociedad de la ‘información virtual’ nos ha devuelto a un estadio primario ontológico del conocimiento de la realidad, reconocimiento del ser: mecanismo de resolución de conflictos con el mundo tangible; las cosas (la realidad virtual) se presenta como: cierta, ciertas o falsa, falsas, sin términos medios (hoy lo tangible es lo virtual) No existen términos medios, matices, porque sería imposible para la sociedad hiperconectada fusionar tribus sobre matices inestables. La sociedad hiperconectada exige militancia de bandos reconocibles.

Twitter: tiene más de 500 millones de usuarios, lo que la convierte en un diamante en bruto sin tallar por ahora. Qué hacer con él, que sea diferente a todo lo intentado hasta ahora y sin éxito. La cuota de mercado (Market share) es aparente, es un espejismo en el desierto transitado. Hasta ahora todos apostamos por tres cosas, tecnología, innovación y número de usuarios, lo demás son regalías añadidas al pack.

Las estadísticas demográficas, no sirven de nada, porque miden objetos verticales estáticos y volátiles. Esos objetos se han movilizado horizontalmente, ya como individuos no existen para el mercado. La demografía no miden comportamientos, ni conversaciones, tampoco avatares. Busca individuos que no existen para el consumo tradicional. Se impone una demografía virtual, de los seres digitales.

Una recomendación: Si quieres tener amigos en las RRSS nunca contravengas, infrinjas el temible Trending Topic, después de todo este no dura una eternidad; al igual que las moscas tienen una vida muy corta, y menos memoria que los peces.

Anuncios

Twitter Ads: Mentiras y Verdades


twitter_bolsa

Ya conocemos el valor aproximado de salida a bolsa de Twitter, unos 15.000 millones de dólares, ‘nada de peccata minuta’, a menos que la comparemos con Google y Facebook. La empresa ha presumido de ser cauta y conservadora en sus estimaciones, lejos de la incontinencia verbal y millonaria de Mark Zuckerberg. Pero cuál es su valor de mercado en términos reales, quitando todo el maquillaje de Ps, todo lo intangible de sus promesas y posibilidades de futuro.

Estamos ante las fiebres del oro del siglo XXI. Una nueva zaga de Gambusinos en busca del Market share. Twitter representa una de las minas de datos por explotar más grande de la humanidad, después de FaceBook y Google. Reducida la humanidad a datos, y algoritmos, queda ver el espectáculo desde la comodidad de nuestros dispositivos computarizados.

«Sabemos qué: ‘la publicidad en twitter no vende’,  el caso twitter es ya historia viva para las escuelas de negocios y de marketing y publicidad, y una paradoja más para la sociedad hyperconectada; de ser así, es difícil entender el por qué:  de sus ingresos millonarios, y por qué, se le súper-valora tanto en su entrada a bolsa…

Si sucede un evento A, se presume su estado anterior B. [A entonces B]. Resolver los paréntesis y corchetes es parte de la disciplina de la ideología popular. Toda ideología dicotómica es primaria, animista y resoluta en sí misma, invariable. Es la fórmula predomínate en los homínidos. Es el mismo mecanismo regulador de la reputación y los rumores, en realidad son nuestros primeros algoritmos funcionales, construcciones ideales…

La escala humana como medida y explicación de la naturaleza y el universo, fue un ideal renacentista que duro como lenguaje y ciencia hasta hace muy poco. En cualquier caso es posthistoria. Lo predigital emprendió hace tiempo su camino de decadencia, un camino de no retorno. La humanidad virtual se expande más allá de la caverna, más allá de las teorías clásicas del diseño bilógico divino. Cualquier escala humana actual sólo es posible si la convertimos a dato.

Habitan entre nosotros ideas y teorías del marketing involucionista de finales del s. XX. Se aplican formulas sobre colectivos humanos inexistentes. Escalas sin sentido, imposibles. Y se siguen recogiendo datos y resultados paleontológicos mareantes, sobre una escala humana extinguida por los feroces depredadores los Crossumer.

¿Cómo funcionan los anuncios Twitter “Twitter Ads.? Lo que nadie se atrevió a decir hasta ahora sobre la rentabilidad y retorno (ROI) de la inversión publicidad de los clientes del microblogging Twitter. Los estudios publicados hasta ahora no son reales. Responden a burdas especulaciones aderezadas con estadísticas de resultados, de yo no sé qué cosa; sobre la capacidad del medio de vender y promocionar bienes y servicios y marcas.

Nadie, por lo menos yo, no me atrevo a cuestionar los ingresos por publicidad para el negocio del microblogging Twitter. Los ingresos son reales, constatables y posiblemente en progresión. Tres factores que parecen ser lo mismo en apariencia, pero no lo son. Número millonario de usuarios, Ingresos millonarios por publicidad contratada, y número millonario de clientes satisfechos. En todo caso cifras millonarias mareantes, intoxicantes. Si las separamos podremos ver el otro lado del bosque.

“No importa qué tipo de publicidad en los medios sociales está siendo usado”, los especialistas y responsables en marketing y negocios deben continuar sus esfuerzos en la persecución de nuevas fórmulas horizontales de publicidad: investigación, pruebas y seguimiento.

No perseguir o dejarse llevar por mantras millonarias, o infografías artísticas y creativas con porcentajes imposibles. Es necesaria la comprensión de lo que es y ofrece Twitter, y conocer en que están participando los seguidores, y con qué mensajes pueden ser o no ser negocios efectivos; hay que comenzar a probar ideas y mensajes en un nivel más pequeño. Si eres capaz de percibir la virtualidad humana de tu cliente, su capital binario, entonces tienes la mitad del trabajo realizado.”

Que tu inversión no termine siendo un gasto en moda y tendencia (trending topic) Antes de gastar grandes cantidades o sumas de euros publicitarios sin rumbo. Promover tweets que nunca tendrán la oportunidad de ser exitosos y no siempre bien dirigidos al target objetivo.

El éxito de Twitter, no está todo en poner publicidad en el confeti, en el papelillo de carnaval. Su éxito radica en el bajo costo de la inversión publicitaria para sus clientes. Es barato. ¡Dame dos!. Los excedentes de una campaña de marketing online, se destinan a un mix sin control de la inversión. Aquí no hay (ROI) que valga, ni boomerang que retorne. Si piensas en marketing viral, y además tienes la fórmula mágica. ¡Adelante!. No siempre buscar notoriedad y Buzz horizontal sin contraprestaciones resultan ser una buena idea. Crear expectativas falsas se paga caro con valores en bit horizontales. Nunca te enfrentes a tu peor pesadilla, el consumidor horizontal el despiadado “Crossumer”

El poder del marketing en Twitter, no está en la oferta tradicional de promesas y beneficios; el pescador de incautos con licencia, el cazador de mariposas exótico con shores khaki, asombrando a los nativos. Conducir masas de moscas y coleópteros hacia la marca, hacia el papel engomado, tiene consecuencias irreversibles para las empresas. Prometer como los enamorados la luna, ha dejado de funcionar en la era del online Dating y el Porno.

La publicidad aparecida en el entorno del perfil de los usuarios de una red social o microblogging es inocua. El poder de Twitter es la capacidad expansiva y viral del medio, no la de su plan publicitario y de anuncios. La publicidad, así entendida, ya no es un medio, son los propios usuarios Crossumer, los reguladores del market share, la cuota de mercado. Los custodios de la mina.

Las marcas, las empresas y las personas no necesitan contratar espacios publicitarios en un microblogging, y en particular Twitter. Son medios y canales horizontales abiertos a los prosumidores, seres digitales (consumidores y productores). Twitter es un medio subversivo de información y sensible a los mensajes virales. Es el medio nativo del marketing viral. ¡Si tiene un mensaje viral, usted no necesita permiso! Y recuerde que el fracaso es caro ¡Flop! Si realmente usted tiene un producto o servicio con valor de cambio viral. Usted no necesita contratar planes. Láncelo gratis.

Si no sabes usarlo, o no entiendes el cómo, ni el cuándo, ni el por qué, aunque te lo expliquen en colores. A pesar de todo ello, sigues manteniendo tu fe ciega en el medio como verdad revelada; tenéis un problema, tú y los responsables de marketing. Los pocos casos de éxito relativo, a bombo y platillos, no han sido gracias a Twitter, sino a pesar de Twitter. Twitter es una herramienta, no es un soporte publicitario de reclamo, información y demanda. ¡Toma la iniciativa radical de cambiar!

El Instancidio de un NASDAQ


El retorno de los dragonesTiempos de Dragones NASDAQ

“Instagram, es mío, sólo mío… mi tesoooro…” El INSTANCIDIO, pasara a los anales de la historia, no como un concepto, sino como una categoría dentro de las ciencias económicas y sociales. El Instancidio es el caso FaceBook. Cuando una empresa alcanza su maza critica, una cantidad mínima de personas necesarias para que un fenómeno concreto tenga lugar (su independencia). Ésta desafía a la masa, a su propia naturaleza y origen, en términos de resistencia, de elasticidad de dicha demanda. Es el falso reflejo de que ya se tiene el control. Dicho comportamiento, agresivo y voraz, de una empresa online, en contra de los intereses consuetudinarios de la sociedad conectada, es un suicidio por capítulos. Por ahora, las demás redes sociales, se presentan como bienes sustitutivos.

INSTANCIDIO / Facebook, el nuevo rico, desafía a la sociedad conectada. Después del pelotazo, se ha convertido en un ser huraña y posesivo, irreconocible, provocador y prepotente.  El poder se lo permite. ¡Está claro!  Quizás quise decir, que nosotros se lo permitimos. La sociedad conectada, la sociedad horizontal, hemos alimentado al ogro y su superlativo ego de estrella de cine. Lo digo sin paliativos, ni eufemismos encubridores. La realidad, se nos presenta, una vez más, como paradoja. Saturno devorando a sus hijos…

Los comportamientos pre-digitales, o proto-digitales, no son valores aceptados por la sociedad conectada. Dichas prácticas residuales de la sociedad vertical, cainista y corporativista; son formulas anidadas, pertenecientes  al pasado empresarial reciente de occidente. El monopolio, el oligopolio, la competencia y los lobbies, las sanciones y los castigos, de quien ostenta el poder. Son las vergüenzas del pasado cercano. La sociedad vertical huye de ellos como la paja al fuego.

Con este cambio, Instagram, oficialmente, pretende atraer a los usuarios hacia los recién creados perfiles aunque, la compra por parte de Facebook, nos haga pensar en estrategias más agresivas, encaminadas a “no favorecer” a Twitter con información de sus perfiles de usuarios. Dejando en la estancada a sus fieles avatares, incrédulos ante esta ventajosa posición de dominio o privilegio.

La era de los dragones, está tratando de sobrevivir sobre el fango de su aletargada agonía.  Impidiendo que se reinicie la máquina de la historia y se cierre su sangriento capítulo,  de sociedad vertical, el “Shark Tank” El estanque del paleolítico superior, donde una especie de humanoide, el Homo Sapiens, se convirtiera en el mayor depredador y aniquilador de la especie Neandertal hasta su total extinción del planeta.

Las practicas, Retro y Vintage a modo de filtro, ejercidas por una empresa online del índice Nasdaq, sombre la sociedad conectada, son repudiadas en las redes sociales. Solo hay que escuchar el malestar instalado. Los grandes lagartos, ahora evolucionados y adaptados a los entornos digitales. Tratan de organizar la sociedad conectada a modo de “Shark Tank”.  La pelea de los grandes Dragones y Tiburones por los filtros photograficos, a expensas de los usuarios, tratados como meros espectadores, damnificados de Twitter y FaceBook.  Un triste espectáculo que tendrá sus consecuencias en las redes. (…)

Ana Bulnes lo explica en su blog a su manera: “…Solo faltan Amazon y Apple para que esta nueva guerra desatada esta semana se incluya a todos los gigantes de la industria tecnológica. Se trata de la guerra de los filtros fotográficos y en ella están metidas Facebook, Twitter, Google y Yahoo! Todas ellas (menos Facebook, que va en cabeza) tienen un mismo objetivo: desbancar a Instagram del trono del reino de los filtros. La guerra acaba de empezar a encarnizarse.

Las primeras hostilidades llegaron entre Instagram y Twitter. Ambas habían mantenido una relación cordial de interés mutuo a lo largo de los años (Instagram lograba difusión por Twitter, Twitter visitas), pero después Facebook compró Instagram y la buena relación desapareció. Ahora Instagram quiere ser algo más que una App, quiere tener presencia web. Y para eso que las fotos se pudieran ver directamente en Instagram suponía un obstáculo. ¿Conclusión? Fuera integración con Twitter“   (…)

“Los petrodólares compran las redes sociales”


Nicholas Carr

¿A quién pertenecen las redes sociales?  Gugleamos por la red en busca de respuestas a la pregunta: ¿De quién o a quien les pertenecen las redes sociales?, encontramos que no hay respuestas a estas preguntas, sólo alineamiento y estrategia. El sistema ‘el buscador’ ha aprendido, y se protege de cualquier posible desviación independiente, de cualquier sustrato o verso libre. No encuentras un estado de conciencia independiente. Todas las respuestas se orientan hacia el derecho individual, derivado de la sociedad vertical, a la enajenación de este derecho, en términos de contrato. Se habla de protección de datos personales, de la luna y las estrellas… ¿Dónde está el derecho consuetudinario colectivo de las masas inteligentes, el derecho derivado de la superconciencia de los seres digitales? No se hace mención a él.  Nunca se habla de la propiedad colectiva de los mass media, ni de las redes sociales, como propiedad de sus usuarios. Auténticos y legítimos dueños. “Señores del mundo vertical, ustedes sólo son dueños del dinero que ganan con la explotación de las redes, y nada más…”

En su ausencia se habla de propietarios tecnológicos con plenos derechos, derivados de la sociedad vertical; de dueños y accionistas. Se habla de la manida propiedad intelectual y de la protección de datos. Nunca del derecho consuetudinario de los webactores. En pocas palabras, el buscador responde como un ser alienado, producto de sus experiencias en la red, aprende de los actos de búsquedas de los usuarios. A través de su algoritmo emulador del cerebro humano ‘brain’ ‘Knowledge’ aprende de nuestras conductas y comportamientos en la red. No es de extrañar, su desconocimiento del tema. Los buscadores de última generación corren el riesgo igual que la conciencia humana en convertirse en auténticos replicadores de falsa conciencia. Sí, ha leído bien, le he atribuido conciencia a los buscadores.

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=BBkXp89rJWM&w=560&h=315]
En todas las profesiones y a lo largo de la historia de la infamia los mercenarios ocupan un papel protagónico. Estos no se movilizan por ideales, no buscan el santo grial, tampoco la gloria; solo los petrodólares, el maná que todo lo amansa, hasta al más guapo… Compartir la postura ideológica de algunos bloggers en defensa de la censura light, es por lo menos sospechosa, es lo más parecido al pensamiento de Groucho Marx: ‘estos son mis principios; si no le gustan, tengo otros’ La red, tal cual, ya no será un bien global, propiedad de las multitudes inteligentes, solo de unos cuantos ‘bloggers soperos’ constituidos en una nueva clase del poder en la red, ‘los vigilantes de la playa’… ¿Estos vigilantes… Serán capaces de acallar la gúgol conversación en la red, las voces, el grito, la protesta y las ideas, de millones de personas oprimidas en el mundo, sin un minino de rubor, y sin solidarizarnos con ellas? Yo también soy Bloggers.

Lo que se delineaba, como un instrumento de libertad y propiedad de la sociedad digital, ha pasado hacer un bien del poder de los petrodólares y del ‘islamismo’ como fórmula de moral y buenas costumbres. ¿Qué podemos esperar ahora del twitter Islámico? Sólo el burka como expresión de libertad para la nueva conversión de los infieles seres digitales.

‘¡Los intereses económicos al descubierto!’. Un miembro de la familia real Saudita ha invertido 300 millones de petrodólares en la empresa de red social Twitter. Hace pocos días, el Príncipe Alwaleed Bin Talal Bin Abdulaziz Alsaud, fundador y CEO de la empresa de explotación del Reino y una de las personas más ricas del planeta, anunció la inversión, que fue difundida primero por Bloomberg. Pienso que está bien, la entrada el capital árabe, o musulmán, pero no para imponer las leyes del islam a la red. Árabes, judíos, Cristianos, Budistas, Brahmánicos o Mormones. Me da igual… La red debe ser libre para difundir las ideas, los dogmas, las ideologías. Pero no para imponerlas desde la agónica sociedad vertical. (…)

…En una conferencia en el ‘Newseum’, pronunciada por la Secretaria CLINTON sobre la libertad de Internet: donde La Secretaria, parece mantiene una postura conciliadora con la controversial ley punitiva, SOPA-PIPA. Quizás tengamos que saber leer entre líneas e hilar muy fino, para relacionar los últimos acontecimientos con el discurso… La Secretaria de Estado, nos dice: ‘Tenemos que lograr la libertad de internet alrededor del mundo, y nosotros estamos instando a las empresas de medios de comunicación estadounidenses a tomar un papel activo en un desafío a las demandas de los gobiernos extranjeros de censura y vigilancia. El sector privado tiene una responsabilidad compartida para ayudar a la expresión libre de salvaguardia. Y cuando sus relaciones de negocio amenazan con socavar esta libertad, deben considerar lo que es correcto, no simplemente lo que es una ganancia rápida. (…)

He leído atónito, en estos últimos días, un decálogo de despropósitos provenientes de algunos bloggers, en especial españoles, expresar su conformidad, sobre el anuncio de twitter de implementar una ‘censura selectiva’ ‘censura a la carta’ no es un eufemismo retorico de quien les escribe. Me cuesta entender tal lasitud, en torno al descomunal atropello a las libertades y derechos adquiridos en las redes de los webactores.

Por parte de aquellos Bloggers que apoyaban el controversial 15M, de los antisistema, de los antiglobalización, de los okupas, de los pasotas, de los nostálgicos del 68 y de los mesiánicos, de los sociópatas y seudo-anarquistas, de los panfletarios seguidores de Stephane Hessel, de los profetas del desastre de Michael Moore, y de los Frikis de Al Gore…. Toda una fauna de inadaptados del sistema en busca de militancia; pertenecer a algo, ahora y pronto, que les dé sentido a sus vidas. Siempre, claro está, les quedara un StarTrek a los nuevos freak. Todas estas reivindicaciones serian legítimas, y por supuesto que lo son, si sus discursos e ideas fuesen coherentes en todo momento, tiempo y espacio.

¿Una vez más nos planteamos las siguientes preguntas: A quién pertenecen las redes sociales?, ¿Si no nos pertenecen entonces, nosotros les pertenecemos a ellas? He ahí el dile. Las redes sociales no existen sin las virtulización de nuestra fuerza de trabajo, nuestras aportaciones y avatares. Nosotros las retroalimentamos, las hacemos, las construimos, las distribuimos y las compartimos. Son un producto y una fuerza de la inteligencia de las masas, una superconciencia binaria de la conversación en la red. Con nuestras experiencias, nuestros comportamientos, nuestros factores humanos: the enchantment factor and the Likeability factor, los auténticos replicadores del ADN digital. La evolución de la inteligencia humana deja sus huellas en los escogidos. Solo basta observarlos, ver cómo se desenvuelven en las redes sociales y en la conversación viral, para entender de qué materia están hechas las redes sociales, el mundo conectado esta hecho de emociones y de avatares.

No son casuales los actuales atropellos a las libertades de los seres digitales. Se trata de hacer las redes más atractivas al capital de los petrodólares y los Ayatolás. No, no es casual la llegada de nuevos inversores con petrodólares, y el cambio de políticas de comunicación restrictiva. Se atiende antes a los dictadores y criminales de lesa humanidad, que a los pueblos. Ahora por petición de gobiernos y regímenes de fuerza (Dictaduras todas) como las más crueles del planeta. Cualquier ejemplo me basta: Mahmud Ahmadineyad, Raúl Castro, Al Assad, Kim Jong Un, Hugo Chávez, Evo Morales, Rafael Correa, Daniel Ortega y todos los ayatolás del mundo. Las restricciones en las redes sociales es una forma más de legitimarlos, y perpetuar al ostracismo más infame a los pueblos oprimidos. Que veían en la era de los grandes paradigmas de los ‘mass media’ digitales de las masas conectadas una esperanza de emancipación libertaria. (…)

En mi opinión ya Alvin Toffler nos advertía en la tercera ola, de la virtulización del poder como un fenómeno de los nuevos tiempos de la sociedad pos industrial y del futuro. El poder objetivable, se diluye pero se hace más fuerte en su virtulización en las cosas. Entonces, por qué nos preguntamos ahora ¿A quién pertenecen las redes sociales? ¿Quién las gobierna? (…)

“…El interrogante “¿Quién gobierna las cosas?” Es una pregunta típica de la segunda ola. Pues hasta la revolución industrial no hubo apenas razones para formularla. Ya gobernaran reyes o chamanes, señores de la guerra, dioses del sol o santos, las gentes rara vez sentían la menor duda respecto a quién ejercía poder sobre ellas. El harapiento aldeano, al levantar la vista de los campos, veía el palacio o el monasterio destacarse, esplendorosos, en el horizonte. No necesitaba ningún científico político ni editorialista de periódico para resolver el enigma del poder. Todo el mundo sabía quién tenía el control. Pero allá donde llegó la segunda ola emergió una nueva clase de poder, difuso y sin rostro. Los que ostentaban el poder se convirtieron en los anónimos “ellos”. ¿Quiénes eran “ellos”?” ¿Y ahora en la era digital, quienes son ellos? ¿Espero que no sean los petrodólares? (…)

En la mega ‘papelera de reciclaje’ virtual, de la era digital, donde han ido a parar todo el pensamiento y cultura de la sociedad vertical de la vieja humanidad. Papelera que han construido los seres binarios en las últimas décadas. Podemos encontrar un discurso de D. Roosevelt pronunciado ante el Congreso de los Estados Unidos de la América. Dijo el presidente: Los Estados Unidos esperan un mundo fundado sobre cuatro libertades esenciales: 1 Freedom of speech and expression = Libertad de expresión. 2 Freedom of worship = Libertad de culto o de creencia. 3 Freedom from want = Libertad de vivir sin penuria. 4 Freedom from fear = Libertad de vivir sin miedo. D. Roosevelt, desconocía la quinta, surgida de la virtulización de la nueva humanidad, del human_0_1 = La libertad de conexión’ donde deberán confluir y convivir estas cuatro libertades fundamentales, ahora virtualizadas en una nueva realidad binaria. La Libertad de conexión es el pilar de la nueva humanidad. (…)

Convocatoria de apagón en protesta por la censura en Twitter


No a la Censura en Twitter

¿A qué estamos jugando ahora? A los ‘bloguero moderados’… Recuerdo como se les llamaba a los moderados, hace unos cuantos años, y ahora también…He leído esta mañana, atónito, algunos blogueros estrella del firmamento español, expresar su conformidad, sobre la censura a la carta de Twitter. Me cuesta entender tal lasitud, en torno al descomunal atropello a las libertades de los webactores. Compartir la postura ideológica de estos blogueros en defensa de la censura es lo más parecido al pensamiento de Groucho Marx: ‘estos son mis principios; si no le gustan, tengo otros’ Se puede acallar la voz, la protesta y las ideas, de millones de personas oprimidas en el mundo, por petición de los gobiernos y los opresores. (…) Este será el tema de mi próximo post, les prometo que no quedara títere con cabeza….

 #TwitterBlackout

 #TwitterBlackout / #TwitterCensoredConvocatoria de apagón en protesta por la censura en Twitter